Conoce las terapias más eficaces para personas que padecen del síndrome de Down y has que su vida sea mucho más feliz con estas alternativas comprobadas.

Este síndrome se caracteriza por el notorio retraso mental que sufren estas personas, evidenciándose en algunos aspectos físicos y faciales.

Del mismo modo el corazón, la tiroides y el duodeno sufren también ciertas anomalías, según lo señala la  especialista en el área, que es miembro de la Sociedad Mexicana de Endocrinología Pediatrica.

“Con el paso del tiempo, la ciencia ha descubierto nuevas alternativas que generan estimulaciones fantásticas para las personas que padecen este tipo de retraso”, explicó la especialista.

Además de la medicina, existen terapias que hacen evitar problemas o trastornos típicos de esta enfermedad.

Terapias para personas con síndrome de Down

Terapias para personas con síndrome de Down

Terapias para personas que sufren de síndrome de Down:

  • Yoga: las personas con síndrome de Down que practican yoga tienen una gran ventaja y es que estiran y tonifican el cuerpo, equilibrando y revitalizando las glándulas endocrinas.

Según estudios médicos, se comprueba en su totalidad que las técnicas respiratorias son totalmente beneficiosas para mantener la concentración y mejorar el rendimiento de la memoria.

  • Homeopatía: mediante estudios se llegó a concluir que los pacientes de Down sufren en principio de vómitos, retraso en su desarrollo, estreñimiento, alteraciones en los patrones del sueño, autismo, etc..

Para todo esto, se determinó mediante estudios y pruebas que estos casos fueron tratados con remedios homeopáticos: Causticum, el Arsenicum album y el Carcinosinum, obteniendo respuestas favorables.

  • Acupuntura: la acupuntura ayuda a la estimulación o activación de centros nerviosos que, por lo general, se encuentran dormidos en estos pacientes.

Sin embargo, aplicando una terapia con acupuntura es notorio el avance que se puede tener, enfatizando la parte verbal.

  • Musicoterapia: es un estilo de terapia alternativa que mejora satisfactoriamente las habilidades motoras finas, teniendo como resultado que puedan aprender cosas básicas, como los números. 

Esta terapia ayuda de forma gigantesca a ejercitar la memoria. ¿sabes cómo? Ejercitan la memoria aprendiéndose las letras y melodías de las canciones.

Está comprobado científicamente que los niños que padecen del síndrome de Down y fueron sometidos a la musicoterapia son más activos y comunicativos.

LEER MÁS SOBRE: MANANTIAL DE AMOR: 36 OBRAS DE ARTISTAS CON SÍNDROME DE DOWN