Todas recuerdan a Julia Roberts cuando interpretó a Erin Brockovich. Sin duda un personaje muy emotivo que representa el coraje y espíritu de lucha que pueden desarrollar las mujeres para salir adelante bajo cualquier circunstancia.

Brockovich fue una madre divorciada con dos hijos. A pesar de no tener un título de abogado, comenzó a trabajar en un despacho jurídico. Su personalidad intrépida, audaz y fuerte la llevó a interesarse en el caso de un cliente que sufría de enfermedades junto a su familia debido a la contaminación del agua producida por las perforaciones de una compañía de gas. Además de involucrarse en este caso, Erin lucha por sacar adelante a su familia y su vida amorosa.

Por eso queremos compartir frases de esta historia, donde se demuestra que el espíritu femenino es fuerte y puede lograr lo que sea.

Quizá mi vida no haya sido tan caótica, pero el mundo lo es y la trampa es encariñarse con una parte de él. La ruina es un regalo, es el camino a la transformación”.

Lo hago porque puedo, puedo porque quiero, y quiero porque alguien me dijo que no se podía”.

La vida es una lucha, pero se puede ganar”.

La mayoría de nuestra ciudadanía cree que el hambre afecta solo a las personas que son perezosas o personas que solo buscan una limosna, las personas que no quieren trabajar, pero, por desgracia, eso no es cierto. Más de un tercio de nuestras personas hambrientas son niños inocentes que son miembros activos de hogares que simplemente no pueden proporcionar alimentos suficientes o una nutrición adecuada. Y a pesar de que el sufrimiento de los ancianos desnutridos es demasiado difícil para la mayoría de nosotros, a diferencia de las naciones del tercer mundo en nuestro país el problema no es tener demasiado poco, se trata de no preocuparse lo suficiente”.

«¿A los abogados les enseñan a disculparse? Porque usted lo hace de pena«.

Comparte tu opinión