Banner-Kena-Horoscopos-2021-Descarga-Revista

Valores e igualdad, son las piezas claves para educar a tus hijos feministas con condición de género. En este post te traeremos algunos consejos para que, como madre, puedas hacerlo bien.

Es momento de que, como madre, entiendas que es necesario educar a tus hijos varones al mismo ritmo que lo haces con las mujeres, ¡la sociedad te lo agradecerá!

“Me alegro de que hayamos empezado a educar a nuestras hijas como a nuestros hijos, pero no lo lograremos del todo hasta que no eduquemos a nuestros hijos como a nuestras hijas”. Son palabras de Gloria Steinem, la feminista más famosa del mundo. 

Esta reflexión fue referida a un artículo del diario The New York Times titulado “Cómo educar a un niño feminista”, convirtiéndose en un artículo viral desde el momento de su publicación.

Bajo las recomendaciones de algunos manuales de buenas prácticas para padres de niños en edad escolar, se alentaba a las madres a fomentar la amistad entre niños y niñas, como paso fundamental en toda crianza.

Con el pasar de los años, los padres se han encargado de educar a las niñas a no reprimir sus emociones, a empoderarse y a no limitarse por cumplir estereotipos sociales, retrayendo el desenvolvimiento femenino y su capacidad de acción.

Pero es momento que eduques a tus hijos varones del mismo modo, sin prejuicios, sin normativas que extralimiten su capacidad e intelecto solo por el hecho se ser varones. ¡Educa a la par!

Miriam Herbón, Psicóloga y especialista en empoderamiento, relaciones sanas y prevención de la violencia, la coherencia es fundamental, muestra cómo y por dónde empezar este proceso.

Hay que ser congruente con lo que se piensa, se dice y se hace. Por eso, las personas que quieren educar a un feminista deben practicar el feminismo. Si no, es una quimera”. Dice Herbón.

Educación feminista

Educación feminista

¿Cómo manejar los roles de género?

De lo que sí debes tener claro, es que para poder educar a tus hijos feministas, conviene por sobre todas las cosas olvidarse de los roles de géneros.

En esta teoría coinciden muchos expertos, donde además afirman, que hay que olvidarse ese ese código de azules y rosas, que ha delimitado una vertiente entre un sexo y el otro.

¿Piensas que está mal vestir a tu hija de azul y colocarle a tu varoncito una camisa rosa? No estás entendiendo el proceso.

Con base en esto, se realizaron estudios, y se llega a conclusión que los niños y niñas (como género) no tienen preferencia alguna por ninguno de los dos colores.

“Lo primero que pueden hacer las familias es dejar de pensar estereotipadamente. Vamos a olvidarnos del rosa y del azul, de diferenciar las actitudes, de los juguetes para niños y para niñas… Jugar con muñecas, por ejemplo, es el entrenamiento para cuidar a las personas. Y un entrenamiento para una paternidad igualitaria es fundamental”, explica Marian Moreno, educadora y experta en coeducación.

Si tu hija juega con carritos y tu hijo agarra una muñeca y juega a ser el papá, pues déjame decirte que lo estás haciendo muy bien.

No está de más que tu hija ayude a su papá en la mecánica y tu hijo, te ayude a cocinar y a limpiar la casa. No hay actividades que definan las habilidades de tus hijos. De hecho, sabiendo de todo crías seres humanos independientes.

Los profesionales afirman que la frase «los niños no lloran» limitan mucho a tu hijo en este tema, por esta razón, ellos te aconsejan que elimines de léxico esta frase que no te ayudará para nada en la formación de tu hijo varón.

LEER MÁS SOBRE: ¿POR QUÉ ES TAN IMPORTANTE HABLAR DE FEMINISMO?

¿Tienes un niño? Ayúdalo a quitarse etiquetas y ¡edúcalo feminista!

Comparte tu opinión