Por: Dra. Yunuhén Juárez, psicóloga bariatra de Sistema Multidisciplinario Orbera.

Son muchos los factores que podrían estar involucrados en el hecho de que una persona con sobrepeso u obesidad pudiera tener una mayor complicación para encontrar pareja, sólo por la cuestión del peso.

Recordemos que el éxito de las relaciones interpersonales tiene que ver más con la capacidad de confianza, respeto, empatía, buena comunicación y cooperación de ambas partes y hasta con la fortuna de encontrar a otra persona con la misma disposición, que con una característica física y de salud como es el sobrepeso.

Los cánones y estereotipos de belleza

Existe un estigma social que se refiere a los gustos y preferencias de cada persona; es decir, los cánones y estereotipos de belleza del entorno es han vuelto una lista cada vez más extensa, absurda e inalcanzable, donde claramente el sobrepeso no está catalogado como un estándar de belleza en esta época.

La evidencia en la experiencia clínica pareciera indicar que la persona que padece sobrepeso parece darle más importancia al tema desde el aspecto estético que la que le dan los demás.  Eso conlleva a veces a un descuido de la imagen pensando que el mismo sobrepeso arruinará todos sus esfuerzos por lucir atractivo o a cohibirse al interactuar con las demás personas.

El estado de salud y el sobrepeso

Este es uno de los factores más importantes. Pocas veces nos detenemos a reflexionar en que todos nuestros pensamientos y sentimientos están elaborados por un sistema nervioso que, en el caso de una persona con sobrepeso, se ve alterado por el estado de mal nutrición que está relacionado a la enfermedad (en el caso de que así sea, claro).

Esto lleva a la mente a estar en un estado alterado de su propia realidad percibiéndose ansioso o deprimido y muchas veces de mal humor, lo que no permite el desarrollo adecuado de las capacidades para tener éxito en las relaciones interpersonales.

Tristemente esto se va convirtiendo en un círculo vicioso ya que la persona con sobrepeso al percibirse sola muchas veces recurre a la ingesta de alimentos altamente calóricos y de alto nivel de agrado para “consentirse o consolarse” lo que evidentemente generará mayor incremento de peso.

La movilidad y la depresión

Entre más excedente de peso tenga un cuerpo, más se verá disminuida su capacidad de movilizarse que lo llevará a una vida sedentaria y aislada donde se disminuye la capacidad de convivir con más personas y desarrollar actividades de interés propias y de pareja.

Se prevé que con el tiempo, esta inactividad y aislamiento del entorno genera algún grado de depresión o ansiedad que impactará nuevamente en la persona.

Este artículo no tiene como fin estigmatizar más, de lo que socialmente ya está, a la persona con sobrepeso u obesidad, sino invitarla al cuidado de su propia salud para mejorar su entorno a partir de la mejora de relaciones interpersonales.

Recordemos que existen muchos tratamientos, médicos especialistas y que la mejor manera de elegir es observando que sea llevado por un equipo multidisciplinario donde se atenderán los aspectos de salud física, nutricional y mental que conllevan el sobrepeso y la obesidad para lograr un mejor resultado.

Facebook: Vivir sin sobrepreso México

Sobre Vivir sin sobrepeso México Vivir sin sobrepeso es la imagen del nuestro sistema multidisciplinario para el balón intragástrico Orbera, el cual cuenta con todas las certificaciones a nivel nacional e internaciona. Nos ocupamos en mejorar la salud brindado bienestar físico y mental a personas que sufren una de las enfermedades más nocivas de nuestra sociedad “El sobrepeso”

Comparte tu opinión