Conoce cómo puedes preparar una buena nutrición para tu bebé con alimentos sólidos, suaves y saludables.

La Dra. Mafalda Hurtado, Directora Médica en Abbott, nos habla sobre el tema y puntualiza algunos consejos para aplicar en la alimentación de tu pequeño.

Dieta saludable para tu bebé

1.- Alrededor de los 6 meses introduce alimentos sólidos

Alrededor de los seis meses de edad, los bebés suelen desarrollar la capacidad de colocar su labio superior alrededor de una cuchara y llevar los alimentos a la parte posterior de la boca.” Explica la doctora.

Y es justo a esta edad cuando los bebés comienzan a sostener su cabecita para sentir y mantener la seguridad, evitando ahogarse.

Sin embargo, es importante que cuando tenga alrededor de seis meses, te fijes en las señales de que tu bebé está preparado para comer alimentos sólidos. Pregúntate:

¿Mi bebé se puede sentar y mantener su cabeza erguida por sí mismo?

¿Mi bebé tiene el peso correcto?

¿Mi bebé se interesa en ver cómo los otros comen?

¿Mi bebé tiene control de su lengua y posee la habilidad de tragar?

2.- Comienza lento y sencillo

Los puré diluidos de cereales son de los primeros sólidos que puede recibir tu bebé.

Hurtado recomienda que mezcles una cucharita de cereal con 4 ó 5 cucharitas de leche materna o en su caso de fórmula. Comienza con alimentos sólidos una vez al día y aumenta a dos o tres veces al día, cuando ambos se sientan cómodos.

De acuerdo con una revisión de evidencia publicada en Nutrients, permitir que tu hijo se alimente por sí mismo a temprana edad, puede fomentar mejores patrones de alimentación y conducir a un peso corporal más saludable.

Un detalle importante son las porciones que debe ingerir el niño. Puedes empezar con 1 o 2 en principio, luego incrementa poco a poco las porciones hasta alcanzar un cuarto de taza.

3.- Alimentación a petición

“Una de las partes importantes de enseñar a tu bebé sobre cómo comer es seguir la regla de oferta y demanda”, indica la Dra. Hurtado.

De manera similar, recuerda que durante la transición a comida sólida (que puede tardar alrededor de seis meses o más) es muy importante continuar alimentándolo regularmente con leche materna o en su caso fórmula.

4.- Mezcla el menú con alimentos saludables

Este es un proceso que puede caer en la rutina pero es fundamental, ya que los alimentos que le des ahorita a tu baby pueden preparar el escenario para todo lo que puedan ingerir por el resto de su vida.

“Cuando comiences a variar el menú, es mejor que no elijas comida alta en grasa, azúcar o sal. Esto puede incrementar que los niños la prefieran, teniendo un impacto negativo en sus hábitos alimenticios en el futuro.” Enfatiza la especialista.

5.- Introduce alimentos potencialmente alergénicos de manera gradual

Hurtado recomienda que al introducir los alimentos alergénicos en la dieta del niño (leche, huevo, trigo, soya, pescado, mariscos, nueces y cacahuates) des espacios de aproximadamente una semana.

De esta manera evitaremos alergias, tos, hinchazón o salpullidos pero si notas algunos de estos síntomas, llama al pediatra inmediatamente para que haga la evaluación pertinente.

Información sugerida por: KOMUNIKA LATAM


LEER MÁS SOBRE: ZAPATOS MEXICANOS… ¡PARA BEBÉS!

Comparte tu opinión