El icónico actor Mario Almada, emblema del viejo cine mexicano, falleció el martes 4 de octubre, a sus 94 años de edad.

Con más de 300 filmes en sus 70 años de trayectoria, se convirtió en el justiciero de la gran pantalla mexicana y el mejor pistolero del western de nuestras tierras.

mario-almada

Según sus familiares el actor falleció de un paro respiratorio, mientras se encontraba en su hogar en la ciudad de Cuernavaca. «En la reunión familiar estuvo contento, disfrutamos de su compañía hasta que él dijo que quería descansar y se fue a su cuarto. Se recostó en la cama para descansar y se fue repentinamente», narró Leticia, hija del artista a la agencia Notimex.

Siempre será recordado como el gran pistolero de México, el que no perdía la calma y la serenidad ante el caos. Fue justo esa característica la que hizo que llamarán a Mario Almada «el Chuck Norris mexicano».

Los hermanos Almada, Mario y Fernando, se convirtieron en un sello fílmico legendario para nuestro país. Por décadas retrataron la penosa realidad que se vive en aquellos pueblos sin ley.

marioalmada1

 

Comparte tu opinión