Te dejamos el testimonio de María, para que conozcas la importancia del tamizaje auditivo durante los primeros meses de vida del bebé.

Muchos infantes pueden nacer con enfermedades y/o discapacidades que no se evidencian de inmediato, sino con el pasar de los años. En la mayoría de los afectados, se descubre a medida que el niño crece y se desarrolla.  La hipoacusia, conocida como pérdida auditiva, puede ser un obstáculo en el lenguaje y aprendizaje.

En algunos casos no se detecta a tiempo y puede causar frustración en el círculo familiar. Sin embargo, en México el estudio se realiza de manera obligatoria y gratuita.

Queremos presentarte un caso de éxito, donde gracias al trabajo en equipo y a la tecnología que hoy existe, la evolución de un niño no se vio afectado, como es el caso de María.

María es una niña de 5 años que nació con sordera y fue detectada cuando tenía alrededor de un año y medio. Sus padres no tenían conocimiento de este análisis y no se imaginaron que padecía de alguna aflicción; notaron el inconveniente al no poder comunicarse verbalmente.

Para sus familiares y maestras fue una sorpresa. Nunca se percataron porque María aprendió a leer los labios y entendía cuando se dirigían a ella.

Inició su evaluación y fue sometida a una cirugía para colocar un implante coclear; no contaban con cables ni antenas. Después del encendido, inició la terapia que pretende recuperar el lenguaje del niño.

Hoy en día, posee un habla adecuado al de su edad y es una niña normal.

Estas soluciones han sido posibles gracias a los dispositivos desarrollados por Med-El, empresa líder en  el tratamiento de la hipoacusia.

Te invitamos a conocerla, ¡un verdadero caso de éxito!

 

 

Comparte tu opinión