Niños sanos, niños felices: todes podemos ayudar

Tanto si no somos padres, como si no tenemos hijos enfermos, tenemos que reconocer como seres humanos funcionales que los niños son de todos. Quienes tenemos hijos podemos conectar con el terrible dolor que significa tener un hijo enfermo. Dicho esto, los niños con cáncer que viven en nuestro país no tienen medicamentos y es una carencia que ha durado mas de 950 días y ante lo cual, no podemos permanecer indolentes o ajenos. Estos niños tienen que ser vistos y escuchados, ellos y sus familias.

“Niños sanos, niños felices” es la campaña que pretende ayudar ahora a resolver esta trágica situación.

Los datos duros y los hechos hablan solos: en nuestro país, en este México en el que habitamos muchos, hoy y ahora no hay, ni medicamentos para tratar el cáncer infantil, ni dinero que alcance para comprarlos, esto sin mencionar que seguimos atravesando una crisis sanitaria mundial con la pandemia de COVID-19 y una crisis económica brutal resultado del desempleo, la propia pandemia y una distribución terrible de los recursos y los increíbles niveles de corrupción. Larga historia corta: las familias de los niños con cáncer y los niños enfermos atraviesan la enfermedad sin medicinas.

El «derecho a la protección de la salud» es una garantía Constitucional contenida en el Artículo 4° de nuestra Carta Magna. Eso significa que le corresponde a TODO habitante de nuestro país, y para ello deberían de garantizarse al menos 5 situaciones:

  1. Acceso universal al sistema de salud pública (toda persona sin distinción de edad, origen, sexo, etc.).
  2. Infraestructura médica que pueda cubrir todas las necesidades de los usuarios (peor escenario mínimo las básicas).
  3. Personal capacitado en todos los niveles (administrativo, clínico y medicina general y de alta especialidad).
  4. Procesos equitativos y COMPLETOS para todos. (Los ciclos incompletos de quimioterapia permiten que el cáncer avance).
  5. Material y equipo suficiente (estudios clínicos, aparatología, diagnóstico, terapias, medicamentos, establecimientos que los brinden).

Para quienes no saben de leyes, importa entender que la Constitución es nuestra máxima legislación, de aplicación Federal y general y que es OBLIGATORIA, no es que el Estado o la ciudadanía elige que sí o que no respetar de esta Ley. Todo el contenido es mandatorio.

Ahora, sin entrar en teoría del Estado ahora importa que las y los niños enfermos no cuentan con medicamentos y están muriendo de cáncer.

Aquí no son importantes los partidos o las tendencia políticas. Las razones de origen son múltiples, pero todas coinciden en violaciones legales al proceso de compra de medicamentos, aplica decir «que tanto peca el que mata a la vaca, como el que le jala la pata».

En este México que amamos, está organizada la delincuencia, organizada la corrupción (en mecanismos de los que pocos se salvan), organizado el narcotráfico, sistematizada la violencia, todo menos la sociedad civil en los temas que podemos y tenemos que resolver como «ayudar a los niños con cáncer». La infancia ya es un sector vulnerable en nuestro país expuesta a: situación de calle, analfabetización, abuso sexual, pobreza extrema y en este caso, además cáncer, ¿le seguimos?…

¿Por qué explicar lo anterior?, para entender que las familias afectadas NO pueden solas, que los niños enfermos son una desafortunada minoría invisible para muchos y es entonces que los de a pie, nosotros, SÍ podemos hacer algo y organizarnos. Es tiempo de usar la razón y predicar con el ejemplo, no con tonterías.

#NIÑOSSANOSNIÑOSFELICES

Es la campaña que pide apoyo y pretende darnos una idea de la situación que están viviendo los niños con cáncer y sus padres en México.

Los niños merecen disfrutar su infancia en salud y tener acceso a sus medicinas en tiempo y forma. Son niños como los que conoces: tus hijos, tus nietos, tus vecinos, los hijos de tu hermana, tus alumnos, los que ves en el parque… así: inocentes, tratando de jugar a los que sea mientras que experimentan la finitud de la vida en sus años más cortos…

La campaña nace de ASOCIACIÓN CAUSA @ConCausaMx, cuya fundadora es Elena García, mamá de Alejandro, diagnosticado con leucemia al año y medio de edad y a través de la cual busca regresarle la salud a Alejandro y a 150 niños oaxaqueños en situación vulnerable, con cáncer y sin medicinas. A ellos se suma el talento de Viviana Hinojosa, artista ilustradora que está poniendo rostro e historia a cada uno de estos niños en obras (postales digitales) que serán subastadas para sumar recursos. Se trata de una Mega Colecta que será del 4 al 18 de julio para comprar quimioterapia y en la cual todos podemos sumar donando o comprando obra gráfica. La magia está en dar, no en recibir.

Cuando se trata de ayudar a alguien, tengamos claro que ninguna acción es poca, que todos podemos hacer algo por alguien y que las intenciones no son suficientes si no las volvemos acciones. Que se vuelve una solución tu dinero cuando lo usas para una buena causa. Te toma minutos donar. Hazlo:

BBVA Bancomer 01 10098078 Clabe 012320001100980784 CAMPEONES DE LA VIDA NR A.C., REFERENCIA: OAXACA. Todo suma.

Gracias @MaxKaiser75 y @cuatrogatos07 por hacerlo posible para estos niños con cáncer.

Si todos pudiéramos pedir y agradecer estar sanos para ser felices, este mundo sería muy distinto. Tú que estás san@, apoya a un@ niñ@ para que sea feliz.

Karla Lara

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Síguenos @KENArevista!

Acompáñanos en nuestras redes sociales y no te pierdas ninguna nota de KENA.