Seguramente eres de esas mujeres que prefieren vestirse de negro, por la practicidad a la hora de combinar. En este post te hablaremos, de algunos datos curiosos que tiene vestirte de este color.

El color negro se ha convertido en una tendencia que nunca pasa de moda a la hora de vestir y combinar. Esto se debe por la facilidad de jugar con cualquier prenda, sin perder el glamour, la elegancia y la comodidad.

Todos hemos leído que la ropa negra no es la ideal para lucir más joven y vibrante. Así que si quieres verte con unos añitos menos, la ropa negra no te ayudaría mucho.

Algunas estilistas aseguran que vestirse de negro envejece el rostro, ya que acentúa las arrugas  y las líneas de expresión. Sucede lo mismo con sombreros y bufandas de este color. “Es mejor llevar prendas más claras cerca del rostro que te hagan lucir fresca y rejuvenecida.”

“El color negro envejece el tono de la piel, solo 1 de cada 5 mujeres tendría un tono de piel adecuado para lucir este color sin correr el riesgo de verse mayor”.

Psicología del color negro en la vestimenta

Según algunos psicólogos, el negro en la ropa funciona como un escudo de protección, manteniendo sus sentimientos ocultos. Como usualmente lo asociamos con ausencia de la luz, es por ello que se afirma que, vistiendo este color, ocultamos lo que no queremos que nadie note. Por eso es magnífico para disimular partes con las que no nos sentimos cómodas.

Con esto ya tiene sentido el porqué el negro te esteriliza la figura y te hace ver más delgada. ¡Esta es la parte positiva! Ya que esto genera cierta sensación de seguridad y comodidad, transmitiendo a su vez, una percepción de empoderamiento y fortaleza que realmente intimida.

Nunca dejes de sentirte autentica y haz de tu atuendo negro, un look innovador con tu propio sello, usando accesorios que reflejen más de tu personalidad.

LEER MÁS SOBRE: PIEZAS CLAVE PARA UN CLOSET MINIMALISTA

Comparte tu opinión