Descubrí 3 apps que me han ayudado no solo sobrevivir, sino a disfrutar estos tiempos de cuarentena voluntaria. Sin ánimo de romantizar, pero es que el confinamiento ha tenido lo suyo y como humanidad estamos descubriendo nuevas maneras de hacer y estar en el mundo.

Cada vez más nos hemos trasladado a la web y desde ahí intentamos continuar con nuestros trabajos, seguir ejercitándonos, divirtiéndonos, hacer contacto con nuestros seres queridos y demás actividades «cotidianas».

Estas tres apps que descubrí gracias al confinamiento, antes no hubieran sido mi estilo, así que tuve que sacudirme el polvo porque, ¿sí o no?, luego somos súper resistentes a las nuevas formas, sobre todo en la tecnología. No importa si eres joven, tercera o cuarta edad; date chance de abrirte a nuevas apps en el confinamiento, todos podemos aprenderles y así no perdernos de nada. La vida por ahorita se ha trasladado mucho a la web, es un hecho.

ZOOM para juntarse en grupo

¿Cómo convivir más de 4 personas vía remota y poder verse todos en la pantalla?, pues por esta plataforma. La cual por cierto, ya tenía precargada en las aplicaciones de mi laptop sin saberlo, también la puedes buscar para tu smartphone.

Zoom.us es una plataforma que se utiliza principalmente para juntas, clases y reuniones de 2 y ¡hasta 100 personas! Hay una versión gratuita que ofrece 40 minutos libres antes de cortarse. Es fácil meterse, el «anfitrión» genera una ID y una contraseña que comparte a los convidados por otra vía, la ingresa cada uno en el sitio y listo, ¡hola a todos! Puedes gestionar las pantallas, silenciar los micrófonos y salir o entrar a voluntad.

Está buenísima para juntas de trabajo, con el equipo, para dar o recibir clases de maestro -alumnos, para seguir ejercitándote mientras sigues al instructor y él/ella te pueden ver y corregir (yo estoy tomando bellydance de esta manera) o para que puedas tomar e impartir cursos, charlas y conferencias grupales y por supuesto: un cyber festejo de amigos o familia.

TIK TOK para divertirse

Regreso a lo mismo de la resistencia tecnológica. Pues decían que Tik Tok era una app de adolescentes; de imitar coreografías y seguir emojis con las manos, hacer playbacks de canciones y frases chistosas, entre otras actividades lúdicas. Así que dije uy, ¡no es para mí!, yo ya con mi Instagram la armo. Pero de pronto Cris (nuestra editora) me enseñó las peripecias de Erika Buenfil y dije bueeeeno, no es de chavitos y la bajé.

Ni la usé ni la abrí en dos o tres semanas hasta que nos llegó el #quédate en casa y un día de ocio me hice adicta. Estaba muerta de risa y ensayando mis propios playbacks.

Hoy, es de mis apps favoritas del confinamiento, hasta me pongo tiempos o no podría hacer mi demás vida. De verdad está divertida y como todo lo web, se va haciendo una selección más específica de preferencias de acuerdo a lo que buscas. No soy la única y no te preocupes, quizá al inicio, pero ahorita ya no es la prepa.

AZAP para los regalos remotos

Pasé mi cumpleaños en el confinamiento voluntario, la pasé realmente lindo, novedoso y ahora venía el de una de mis mejores amigas, quería que la pasara muy bien aun en medio de la sana distancia. Me contó que su restaurante favorito le iba llevar a domicilio un pequeño banquete y ahí fue cuando pensé en AZAPflores.com

Esta página tiene principalmente arreglos florales, de super buen gusto: flores frescas super bien elegidas, coloridas y jarrones bonitos. Pero también tiene globos de felicitación, canastas de dulces, snaks, peluches, joyería, vinos y hasta botellas de champagne. Y hoy también lleva comida a domicilio.

Total que le elegí un arreglo llamado Optimismo, le escribí inspirada la tarjeta, escogí el horario de entrega, le pedí a su esposo la dirección exacta (porque ?si o no que solo sabes llegar o sigues las apps pero ya no tienes directorio?) y pum! a las pocas horas que me habla conmovida con nudo en la garganta y toda feliz.

Comparte tu opinión