Una manera más fácil y rápida de energizar los espacios es a través de las plantas. Son elementos vivos, que respiran y nos llenan de vitalidad.

Sabiendo dónde y cómo colocarlas podemos obtener muchos beneficios para nuestra salud física y emocional, además del elemento estético que aporta.

Para Astrid Izquierdo, de Sincronía Integral, las plantas corresponden al elemento madera. “Las cualidades de este elemento son la adaptabilidad, el crecimiento lento, pero constante, como en la naturaleza, y sus valores asociados son la salud y el equilibrio. Por este motivo, en una casa con buen Feng Shui nunca faltan plantas y flores. Las plantas además de embellecer, purifican el espacio, ya que gracias al proceso de la fotosíntesis liberan oxígeno en el ambiente, aportando energía fresca y vibrante”.

Astrid recomienda colocar plantas aromáticas en la cocina. La albahaca, la menta, el perejil, romero, cebollino, orégano, salvia, lavanda, cilantro, tomillo… Además de embellecer e impregnar de ricas fragancias transmiten energía positiva y su uso aportará una dosis extra de energía nutritiva a cada plato.

María Fariña, de Diseño Energético, recomienda colocar plantas en cualquier recinto cerrado. “Embellecen y refrescan el espacio. Es una solución para crear rincones agradables y purificar lugares muertos, que son aquellos donde se estanca la energía. Puedes utilizarlas para el Feng Shui, porque con ellas optimizarás el flujo del chi”.

En cuanto a los cactus, mucho se habla de si son o no aconsejables dentro de casa y Yasmina Rodríguez, de Mi Casa es Feng, prefiere ponerlas en las ventanas. Los cactus trabajan con la abundancia y las espinas están diseñadas para protegernos y qué mejor forma que colocarlas en el exterior para que nuestras casas estén a salvo de las agresiones de afuera.

Yasmina refiere que las plantas con hojas en punta son idóneas para esquinas, zonas oscuras, espacios entre columnas o aquellos rincones donde no entra luz natural. Nos ayudan a que se active el chi o energía vital en estos lugares donde tiende a estancarse.

Antes de poner una planta

  • Evita las flores secas y plantas artificiales de plástico, ya que no aportan energía plena y se relaciona con energía muerta.
  • El baño es una de las zonas más ‘conflictivas’ de la casa en cuestión energética, por lo que una planta te puede ayudar a llenarlo de energía positiva, aunque es probable que tengas que cambiarla con cierta frecuencia.
  • No utilices tu salón como un cementerio de plantas, puesto que va a bajar el chi de la estancia y puede repercutir en tu calidad de vida.
  • Para el feng shui, las plantas con hojas afiladas se conocen como hojas de cuchillo y no se recomienda ubicarlas en zonas de convivencia familiar, ya que suelen dispersar la energía, cortarla y propician las discusiones.

También te puede interesar:

https://kena.com/5-plantas-para-atraer-buena-vibra-a-tu-hogar/