Chopard y su estilo más dulce

Chopard y su estilo más dulce

Chopard soltó la imaginación y la creatividad. Desde hace varios años desarrolla obras únicas compuestas por piedras excepcionales e insólitas, siempre en busca de lo extraordinario. En esta búsqueda de la originalidad y la perfección la casa ginebrina se coloca en un lugar excepcional en el universo competitivo de la joyería.

En 2011 presentó la colección Temptations, en la cual destacaron joyas inéditas como la rubelitas, kuncitas, tsavoritas, amatistas y turmalinas. Todas se mezclaron y desafiaron los convencionalismos.

El color sigue predominando, pero el nuevo diseño viene a conquistar con la nueva colección, que contiene pendientes y collares largos compuestos por formas ovaladas en múltiples colores. Las piedras preciosas que destacan son: berilos verdes, tanzanitas y amatistas, pero también rubelitas o zafiros amarillos, que se asocian a los diamantes. El oro o el titanio también forman parte de estas creaciones.

Una de las características de estas piezas es la luminosidad interior producida por la densidad de la piedra. Los diseños de la colección Temptations son ligeros y delicados, y reviven el lujo sin complejos.

2BE6CB9F-2ED0-4C65-9BDE-A3BAA8A6DB76 (1)

36370E8A-20B0-49F6-90CE-42DE23098738 (1)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Síguenos @KENArevista!

Acompáñanos en nuestras redes sociales y no te pierdas ninguna nota de KENA.