Si llegaste a los 40 y sientes depresión o angustia, este post está diseñado justamente para brindarte herramientas que mejoren tu autoestima al llegar a esta edad.

La crisis de los 40 se caracteriza por el replanteamiento de vida en todas esas mujeres que llegan a esa edad, basándose en una comparación nada recomendada de cuando eran más jóvenes.

Así que si le das más uso a los productos de belleza para potenciar lineamientos de juventud, ¡magnífico! pero también deberías potenciar y alinear el autoestima, el amor propio y el bienestar anímico.

Tips para mejor tu autoestima en plena crisis de los 40:

  • Mantente positiva: siempre ve el lado positivo de las cosas. Llegar a los 40 tiene muchas cosas que van a tu favor.

¡Ya estoy vieja!– es uno de los términos que seguramente empleas para calificarte, pero no es así. Aún estás muy joven.

Sé positiva y alimenta tu autoestima, es importante que te quieras siempre un poco más.

No te enfoques tanto en el qué dirán o en el entorno y vive a plenitud tu vida. Repite siempre: “no hay nadie más importante que yo”.

  • Haz ejercicio: es importante que no descuides tu cuerpo, no sólo por verte físicamente bien, sino por gozar de buena salud.

No es un secreto que al pisar los 40 ya tus hormonas van cambiando y es posible que puedas estar expuesta a ciertos cambios, por ello, no está de más caminar por 45 minutos, trotar, ir al gimnasio y hasta montar bicicleta si así lo prefieres.

«La cantidad de grasa corporal aumenta de manera constante después de los 30 años. Las personas mayores pueden tener casi un tercio más de grasa que cuando eran jóvenes», señala la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos.

Según explicaciones científicas,  «a esta edad disminuye el tejido magro. Los músculos, el hígado, los riñones y otros órganos pueden perder algunas de sus células», señala Raquel Blasco, especialista en Medicina Interna en el Centro Regional de Medicina Deportiva de la Junta de Castilla y León.

  • Aumenta tu autoestima: valórate y no esperes que otro lo haga por ti. Aprende a tratarte a ti misma de la forma más positiva y amorosa que puedas.

Se amable contigo, consiéntete, permítete ser feliz y, de esta manera, podrás hacer feliz a los tuyos. Recuerda que das lo que recibes y es hora que recibas de ti misma el amor más real que nunca antes te habían dado.

No le des más cabida a los estereotipos absurdos y prejuicios sin sentido de tener 40 años de edad. ¡Gózatela.!

  • Valora y vive la vida: todo está en tus manos, todo depende de ti. Si no te gusta lo que vives, lo que haces, lo que sientes, es el momento ideal de trabajar sobre eso.

Nunca es tarde para emprender, para atreverse, para hacer cosas positivas que mejoren tu vida, así que no te quedes pegada en el miedo y sal de tu zona de confort a explorar cosas nuevas.

 

Cosas que se deben acabar al pisar los 40:

  • Fumar cigarrillos.
  • Beber alcohol hasta el amanecer.
  • No hacer deporte y acumular calorías enemigas.
  • Pasar todo el fin de semana en casa, alimentando la mente de cosas negativas.

¿Y el sexo?

Déjame decirte que has llegado a la década dorada del sexo, así que lúcete con tu pareja y experimenta todo aquello que no hiciste en años pasados.

Las razones son muchas, como señala  la psicóloga Nuria Jorba: «Disfrutar de una buena salud física, tener una situación socioeconómica estable y favorable, la disminución de cargas familiares, una comunicación positiva con la pareja, la aceptación de los cambios físicos, una vida social activa… todo suma».

LEER MÁS SOBRE: LA MENOPAUSIA “NO ES EL PRINCIPIO DEL FIN”

Comparte tu opinión