Ya basta de malos entendidos. Quizá te haga falta algún tipo de terapia comunicativa efectiva con tu pareja. Primero, habrá que evaluar las cosas a evitar para que la relación esté libre de tanto problema.

Según Tara Parker-Pope, autora de “Para bien: la ciencia de un buen matrimonio”, existen muchísimas discusiones que habría que evitar para tener una vida más saludable.

Cosas que debilitan la comunicación de pareja

  • No escuchar: en la mayoría de los casos creemos que escuchar es algo sencillo, pero realmente no lo es. Por ejemplo, si tu pareja te dice algo de lo cual no estás de acuerdo, ya estás pensando en buscar algunas razones para replicar su discurso. Cosa que no debería pasar.

Para ello es importante siempre dejar que él te hable sobre sus inquietudes y tengas la mejor disposición y actitud de una buen escucha.

Para Parker, una de las mejores maneras de hacerle sentir que te importa lo que dice es preguntarle sobre lo que siente, por qué lo siente y las posibles soluciones que podrían tomar al respecto.

  • Usar palabras ofensivas o extremas: nunca sueltes de buenas a primera palabras como “nunca” o “jamás”- esto genera grandes conflictos. ¿sabes por qué? Al ser extremista en una discusión tu pareja se sentirá atacado y asumirá que lo que él te dice no te importa.

En este sentido, sé más paciente y procura dominar tu postura radical.

Además, “añadir groserías ofensivas a esta discusión sólo será más leña al fuego ya encendido. Se respetuoso y evita que esa situación pase a mayores”, dice Tara Parker.

  • Hacerte la loca con tus errores: todos los seres humanos cometemos errores y fallamos continuamente. Es ley de vida. pero no te hace ser inferior asumir tus errores o responsabilidades.

Entre los consejos que Parker da está que si tu pareja te argumenta cosas en las que fallaste, asume tu responsabilidad y ofrece una disculpa de corazón. Notarás cómo la situación fluye y, además, sentirás paz en el alma.

  • Suponer que ya tu pareja sabe: es un gran error suponer, perdemos mucho tiempo en esto. Las parejas tienen dificultades al interpretar un gesto o una mirada, por lo que, a veces, se genera un gran problema dejarse llevar por las percepciones.

En este sentido, di siempre lo que sientes o lo que haces. No creas que tu pareja es adivino. No dejes cabos sueltos.

  • Pensar que tu pareja es tu contrincante: ¡No! Esto es gravísimo. Se supone que como pareja se tienen que apoyar y comprender siempre. Traten de ir en el mismo equipo y lleguen a acuerdos satisfactorios para ambos y para la relación.

¿Sabías que…?

Estudios hechos en la Universidad Estatal de Ohio, en Estados Unidos, revelan que discutir de forma constante con tu pareja ocasiona daños de salud, físicos y notorios. La investigación consistió en lo siguiente:  37 matrimonios se vieron sometidos a análisis en un laboratorio, donde, con un dispositivo, les hicieron ampollas de 8 milímetros.

Algunas parejas tuvieron una comunicación fluida con su pareja durante los 12 días siguientes y otras mantuvieron una posición cerrada a posibles soluciones.

Al pasar estos días, los médicos notaron que las ampollas que sanaban más rápido fueron precisamente las de las parejas que doblegaron su terca actitud y mantuvieron una comunicación fluida con sus parejas.

LEER MÁS SOBRE: BENEFICIOS DE MEDITAR EN PAREJA

Comparte tu opinión