Cuidado natural de la piel y el cabello en época de calor

¡El sol a todo lo que da! Las calles llenas de flores, los mercados revientan de colores, ¡hay mangos por todos lados!, yum. ¡La época de calor hace que nos vayamos despojando de prendas y estemos más expuestas!

Sandalias, vestidos sin mangas, ¡todo una delicia! Pero, ¿hay algún cuidado natural que debemos de tener con nuestra piel y cabello en esta época? La respuesta es…

¡Sí!

Cuidados específicos

Limpieza de la piel: con el sudor -¡y el cubrebocas!- pueden acumularse bacterias y suciedad que no queremos. Así que utiliza limpiadores suaves para tu tipo de piel.

Protección contra los rayos: tanto para la piel como para el cabello. Aplica una capa que cubra bien por todo el rostro. No olvides reaplicar cada 4 o 5 horas. Hay algunos antihistamínicos o antibióticos que pueden incrementar la sensibilidad a los rayos solares.

Mascarillas faciales: tanto por el calor como por el acelere en el metabolismo por el mismo, incrementa la producción de sebo, así que mascarillas faciales que limpien a profundidad serán muy bienvenidas una vez a la semana.

El cabello y las albercas: si vas o vives en la playa o si nadas, tu cabello estará expuesto a maltratarse, así que unas buenas mascarillas de cuidado natural caerán de maravilla.

¿Qué usar para el cuidado natural?

Lo que puedes usar para tus mascarillas naturales es justo lo que encuentras en los mercados: ¡lo más fresco! Como en la alimentación, lo ideal es adaptar lo que hay a nuestra dieta, incluyendo a la de belleza.

Para exfoliar, puedes utilizar germen de trigo, avena o si quieres algo más profundo, mezclado con agua o un poco de crema ligera.

Limpiador natural con miel

Esta receta es perfecta para cuidar la piel a la vez que puede limpiarla.

1/4 de taza de miel de colmena

1 cucharada sopera de limpiador líquido para tu tipo de rostro

1/2 taza de glicerina

Mezcla los ingredientes y colócalos en una botella, utilízalo como limpiador facial pero también corporal.

Mascarilla de fresas

1/2 taza de fresas frescas

1 cucharada sopera de leche fresca

1 cucharada sopera de harina de arroz (si no encuentras, puedes sustituir con fécula de maíz).

Mezcla y forma una pasta suave. Coloca sobre el rostro y cuello limpios y deja por 20 minutos. Enjuaga con agua fría.

Mascarilla acondicionadora

Limpia y da cuerpo y brillo al cabello.

1/4 taza de aciete de jojoba

1 cucharada de aceite de coco

2 cucharadas de arcilla blanca

1/2 taza de agua

Calienta a fuego bajo los aceites a que derritan. Quita del fuego y añade los otros ingredientes. Revuelve. Utiliza después del shampoo, masajea y enjuaga.

Una extra muy clásica:

Puedes hacer una mascarilla de aguacate con mayonesa, pero sí te digo algo: cuesta trabajo quitarlo. Pero vale la pena.

¡Qué delicia cuidarse la piel así, no crees?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Síguenos @KENArevista!

Acompáñanos en nuestras redes sociales y no te pierdas ninguna nota de KENA.