La felicidad de una pareja no solo se define por los constantes detalles o por la vida divertida que puedan llevar ambos. Existen algunos hábitos fundamentales que solidifican la relación entre dos.

Cuando entramos en una relación, generalmente nos paralizamos por segundos y pensamos ¿y ahora? ¿Cómo debo actuar? ¿Hábitos… cuáles? Y es que tenemos un error común de creer que existen normativas fundamentales que hay que cumplir. ¡No, esto no es así!

Cuando eres feliz con tu pareja, por naturaleza nacen ciertas acciones; y son precisamente ellas las que hacen una vida plena, sana y satisfecha para ambos. Así lo confirmó la terapeuta en parejas, Beatriz Mazzone.

Pareja sana: acciones contundentes

  • La amistad es el inicio de todo: cuando empiezas esa relación y sientes esa confianza inexplicable con tu pareja (además sientes que él la tiene contigo) vas por buen camino. Al establecerse esa conexión de confianza y complicidad entre pareja, se arman vínculos fortísimos. Definámoslo como «los primeros pisos de una gran mansión», si estos pisos están bien construidos, la construcción promete.
  • Comprenden las rarezas del otro: la capacidad de tolerar, entender y hasta disfrutar esas pequeñeces extrañas de tu pareja es una pieza clave para poder disfrutar del amor en todo su esplendor. ¿Te imaginas que empieces a “odiar” algunos detalles que a tu parecer no encajan y afectan tu equilibrio? Si esto es así, amiga no vas por buen camino. ¡Ama sus rarezas y construyan muchas más juntos!
  • Planificación entre dos: planificar juntos es importante. Con este punto podrán unificar criterios para disfrutar de los planes juntos, respetándose y creando buenos momentos a lo largo de la relación. Veámoslo de esta manera: planificas un viaje, al lugar donde tú quieres ir, los días que a ti te convienen, eliges el hotel qua ti te gusta… ¿tú crees que tu pareja se sentirá cómodo? De esto se trata, evaluar las posibilidades y juntos tomar decisiones.
  • Amigos, muchos amigos: este es uno de los errores más comunes en toda pareja: abandonan a los amigos por estar solo con el amorcito. Puede sonar muy rico y todo pero esto no lo debemos hacer. ¿Por qué el hecho de alejarte de tus amistades por una persona? ¿Por qué permitir que tu pareja se aleje de sus amigos por demostrarte amor? Lo más sano es dedicarle tiempo a las amistades y respetar el espacio del otro, es una frase muy cliché pero, ¡es tan real esto! Inténtalo, sin celos, sin dramas y sin limitantes, verás que bien valdrá la pena y sentirán ambos la libertad entre tanto amor.

La madurez mental es una clave importante para que la relación funcione y teniendo conciencia de estos hábitos, podrán juntos crear esa mansión soñada llamada “relación sana”.

LEER MÁS SOBRE: 10 COSAS QUE HACEN LAS PAREJAS FELICES

 

 

 

Comparte tu opinión