Nawal El Saadawi es médicoescritora y activista política egipcia. Está considerada como una de las feministas más importantes de su generación. En 1972, escribió el libro Mujeres y Sexo, en el que denunció la práctica de la mutilación genital femenina, lo que le acarreó consecuencias al perder su trabajo como Directora General de Salud Pública del gobierno egipcio.

Nawal (que significa «regalo») nació el 27 de octubre de 1931 en el pequeño pueblo de Kafr Tahl, en la provincia de Al-Kalyoubeya, población cercana al río Nilo, en el Delta norte de El Cairo.

Es la segunda de nueve hermanos -tenía cinco hermanas y tres hermanos. En su noche de bodas tenía tan sólo 15 años y su prometido, al que aún no conocía, 16 más que ella.

A los seis años, en 1937, la daya (comadrona) le practicó la ablación del clítoris,​ una tortura que marcó su vida y su obra.

«Cuando tenía 6 años la daya (comadrona) vino con una cuchilla en la mano, me sacó el clítoris de entre los muslos y lo cortó. Dijo que era la voluntad de Dios y que ella había cumplido su deseo». Nawal El Saadawi

El próximo domingo 8 de abril, la televisión alemana transmitirá un reportaje sobre Nawal El Saadawi, considerada la «Gran Dama» del movimiento feminista egipcio, una de las más destacadas precursoras de los derechos de la mujer en el mundo árabe.

El reportaje arroja una visión singular de la vida en el Delta del Nilo. ¿Qué ha cambiado para las mujeres y las niñas desde que El Saadawi empezó a luchar desde allí, hace 60 años, por un mundo más justo?

En el reportaje, Nawal El Saadawi habla de su pasado y recuerda cómo dejó su hogar para conquistar y transformar el mundo. Desde la perspectiva infantil de la niña de entonces, explica las secuelas que el trauma de la mutilación genital femenina dejó en ella, cómo experimentó la opresión de mujeres y niñas y cómo pudo evitar su propio matrimonio forzado.

El Saadawi trabajó primero como médico antes de que la lucha por los derechos de las mujeres se convirtiera en su tema central como escritora. Tuvo que pagar un alto precio por ello: fue inhabilitada en su profesión y sus libros no se publicaron en Egipto durante décadas. En los años 90, la feminista recibió graves amenazas de fundamentalistas islámicos, razón por la cual tuvo que huir a Estados Unidos durante algún tiempo.

«Mi crimen ha sido pensar, sentir. Pero, para mí, escribir es como respirar el aire de la vida. No puedo parar». Nawal El Saadawi

Las novelas, obras de teatro y cuentos de El Saadawi, donde denuncia la violencia contra la mujer, la opresión sexual y la pobreza en su patria, se han traducido a más de 30 idiomas. La ‘Leona del Nilo’ es considerada una de las pioneras feministas de Egipto y sus obras literarias gozan de gran reconocimiento en todo el mundo.

http://www.dw.com/es/la-leona-del-nilo/a-42790029

Comparte tu opinión