A ver, a ver… tener pecas en la cara es algo que nadie elige, ¿cierto?

FALSO.

Yo tengo amigas que se ponían a tostar (literal) en el sol hasta que les salieran ámpulas para que después, la fabulosa peca saliera. Esto era más común en los hombros, el pecho y la espalda, pero seguramente les pasaba en el rostro.

No, no es broma.

via GIPHY

Las pecas daban un elemento de «sexyness» y de «mira, soy europea»….

via GIPHY

¿Qué les digo?

Pero, en defensa de mis amigas, en nuestra adolescencia no existía la consciencia ni información de lo dañina que es la exposición al sol. #Fatal

Y como esa moda, otras se llegan para, de nuevo, desaparecer.

Siguió la piel de porcelana: sin imperfecciones. ¡A cubrirlo todo! Entre más «pastelozas», mejor. Capa sobre capa, ¡a parecer actriz de telenovela!

Afortunadamente, la piel con una cobertura pesada y total se ha ido poco a poco, ¡lo natural es bienvenido!

Así, desde hace al menos un par de años hemos visto en pasarelas a modelos con la piel «desnuda» y muchas de ellas, mostrando orgullosamente esas años-antes-consideradas imperfecciones de la piel.

De hecho, la ahora fenómeno en Instagram, Jennifer Aniston, fue portada de la edición de belleza de Instyle luciendo de distintas maneras, una de ellas con las pecas en todo su esplendor.

instyle british pecas

Y si Jen lo dice…

Así que aquí estamos a finales de 2019, utilizando filtro solar de ocho mil, cubriéndonos de manera ligera las imperfecciones y resaltando nuestros lunares naturales.

Pero, ¿qué tal si quieres lucir más juvenil y te lanzas a ponerte pequitas?

Yo confieso que me sentiría en disfraz, pero seguramente hay quien lo encuentre encantador. Por eso, aquí les dejo dos tutoriales que amé, súper sencillos.

Pecas DIY: con… ¡café!


Sin duda, este look sí da un «aire» más juvenil.

Pecas con… maquillaje

 

Les prometo intentarlo una vez, sólo para ver qué pasa. Ah, y comenzaré a resaltar mis lunares, ¡en una de esas me gusta!

Comparte tu opinión