Pisco bebida de perú

Pisco: una bebida que vale la pena conocer

Lo poquísimo que yo sabía del Pisco es que era de Perú. Y creo que nada más… así que asistí a la cata privada -vía zoom- sin tener claridad a lo que iba. Lo que descubrí me dejó encantada. 

Para empezar, el embajador y promotor del Pisco a nivel internacional, Johnny Schuler, es un buenazo, nos tenía encantadas con la manera de contarnos el qué, cómo, cuándo y por qué del Pisco. Les juro que volvería a ver toda la presentación porque nos tenía como cuando te picas con una serie: sin parpadear. 

Así que entendí que Pisco es una bebida de dioses, hecha de uvas, que tiene ya muchos siglos de antigüedad y que tiene denominación de origen (como el Tequila, ¿recuerdan?).

«El Pisco, bebida bandera del Perú, es destilado de uva que se produce exclusivamente en la zona sur del Perú, en la franja que va desde Lima hasta Tacna desde inicios del siglo XVII cuyo nombre se derivó claramente de su lugar de origen: el pueblo de Pisco, en el valle de Ica. Del quechua “pisku”, que significa “ave”, Pisco es también el nombre de este pueblo de pescadores y agricultores cuya existencia data de los siglos XVI y XVII.

«Con más de 400 años, el Pisco, es uno de los pocos productos con Denominación de Origen, “aquella que emplea el nombre de una región o ámbito geográfico y que sirve para designar, distinguir y proteger un producto en función de sus especiales características derivadas, esencialmente del medio geográfico en el que se elabora, considerando factores naturales, climáticos y humanos”, nos comparte PROMPERÚ. 

O sea, existe un sitio que se llama así. 

Llega la uva a América

Cuando los españoles se dan cuenta de que no hay uva se espantan… ¿con qué harían el vino para las misas?

Ajá, todo fue por las misas. Así que los curas tenían que tener su vino y tenían que traer la uva a este nuevo continente. La página de Perú habla sobre la historia

«Todo inicia con la Real Ordenanza de 1522: “Todos los barcos que salgan hacia el Nuevo Mundo deberán llevar sepas”; es así que de España llegan las uvas a América. Las crónicas tempranas de la conquista son testimonios del origen de la vid en Perú. Pedro Cieza de León apuntó haber visto parras en Perú en 1547, cuando avanzaba desde el norte hacia Lima en la expedición de Pedro de La Gasca.

«A fines del siglo XVI, Garcilaso de la Vega, en sus Comentarios Reales, cuenta que el toledano Caravantes, ante la escasez de vino, envió a una persona a España para traer cepas; y el jesuita Bernabé Cobo, indicó que Lima fue el primer lugar donde se plantaron parras; atribuyó la introducción de uvas a Hernando de Montenegro, quien plantó la vid y obtuvo uvas en 1551. n el mismo siglo XVI se iniciaría la producción de vino.»

APRENDE A PREPARAR UN DELICIOSO CEVICHE PERUANO

pisco del perú

El pisco es un vino dulce… y le preguntan a Johnny por qué tan buen pisco y no tan buen vino en Perú y él dice: por el azúcar. 

«El Pisco es un fino aguardiente de uva que requiere entre 6 y 7 kilos para obtener un litro, y que no incluye otro ingrediente más que el mosto (jugo) fresco recién fermentado de uvas pisqueras de nuestras costas. El resultado: un producto elaborado con pasión y para deleite del paladar y el corazón del mundo.»

Actualmente, el consumidor mexicano puede adquirir el Pisco en supermercados, tiendas especializadas, restaurantes e, incluso con la pandemia, en los principales marketplaces. Las marcas de pisco disponibles en México son Barsol, 4 Gallos, La Caravedo, Rompe Mar y Tabernero.

Conoce a Johnny y mira su pasión por el Pisco: 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Síguenos @KENArevista!

Acompáñanos en nuestras redes sociales y no te pierdas ninguna nota de KENA.