Siendo muy honestas en lo que se refiere a nuestros encuentros sexuales, siempre buscamos nuevas alternativas para hacer más disfrutables esos momentos de cachondez y pasión. Algunas aman incluir juguetes sexuales, otras más fantasean y se “calientan” viendo una  película porno con su pareja y otras más incluyen los “famosos” afrodisíacos. Y por afrodisíacos, no me refiero a raras bebidas que incluyan los bigotes de un gato o la tierra de un panteón, ¡no! Estudios comprueban que existen alimentos que provocan un efecto positivo en nuestro rendimiento sexual.

¿Están listas para descubrir aquellos alimentos y bebidas que mejorarán su vida sexual? ¡Sigan leyendo!…

Seguramente alguna vez han visto alguna película épica, tipo “Cleopatra”“300”, si son observadoras, se habrán dado cuenta que en los momentos de amor y pasión, incluían danzas exóticas y distintas bebidas para aumentar el deseo, esto quiere decir que desde la antigüedad, diversas culturas han utilizado algunos alimentos y bebidas para aumentar su deseo y placer. Son muchos los mitos que envuelven a los afrodisíacos, pero existen estudios científicos que demuestran su efectividad. No pienses que tienen que ver con brujería y no hay productos que funcionen por sí mismos. Estoy segura que alguna vez han oído la frase: “cómete unos mariscos”, esto con el fin de rendir más sexualmente, pero ¡no!, si tu pareja y tú comparten un momento íntimo y hay atracción, estas sustancias funcionan porque te vuelven más erótico y seductor y producen reacciones bioquímicas en ti.

¡Ojo! No todos los afrodisíacos están relacionados con la comida, existen otros más que vienen en forma de esencias y aromas, música, lecturas e imágenes, recuerda que el objetivo de éstos, es estimularnos a través de los sentidos.

A continuación te presento algunos afrodisíacos muy eficaces:

¡Música maestro!

¿Te ha pasado que escuchas alguna canción y te transporta a otro lugar? La música tiene el poder de llevarte a distintos estados de ánimo y provoca efectos fisiológicos, sicológicos y también puede ser muy poderosa en la sexualidad.

Al menos alguna vez en tu vida, estoy segura que has soñado con el escenario perfecto de una cita romántica: velas por todo el piso, pétalos de rosa en la cama y escuchar de fondo una música suave, en especial de algún saxofón, este instrumento, ayuda a que el momento sea más erótico y sensual. La música es un arma que ayuda a ponerte “a tono” con la situación.

Todos sabemos del poder tan grande que tiene la música, algunas canciones están diseñadas para estimular tus órganos sexuales y distintas partes de tu cuerpo. Pero ten en cuenta, que la música por sí sola no tendrá ningún efecto si tu actitud y estado de ánimo es pesimista y totalmente negativa, pero si te dejas llevar y abres tus sentidos para ser receptiva de lo que escuchas, puede llegar a ser muy estimulante.

¡Un festín de sabor!

¡Cuántas personas aman el chocolate! Pues aprovechen esa “adicción” en sus sesiones sexuales, este dulce y exquisito producto te deja lista para amar ya que contiene feniletilamina, sustancia del grupo de endorfinas, que produce felicidad y enamoramiento.

Las fresas, también son buenísimas para un encuentro sexual, desde su aspecto, son muy agradables a la vista y son perfectas para dar de comer en la boca a nuestra pareja o untar con crema batida. Por si no lo sabes, estimulan el sistema nervioso. Si las mezclas con chocolate o champagne, darán como resultado un afrodisíaco muy “peligroso”. ¡Pruébalo!

El sabor del mar…

Seguramente todas hemos escuchado que los platillos con sabor a mar, son considerados número uno en cuanto afrodisíacos se refiere por su alto contenido de fósforo, que favorece la producción de energía. Pero si hay un marisco en especial que es, digamos el “top” en afrodisíacos, son las ostras contienen un alto contenido de cinc, un mineral con el que el hombre puede llegar a eyacular como lo desee, (ahora ya saben que darle de comer a su chico).

Esencias y hierbas

Desde la antigüedad, la canela es considerada como un gran estimulante. Está presente en aceites, bebidas o en esencias para aromatizar el ambiente. Se rumora que sus efectos son infalibles.

Otros aceites que estimulan la circulación son el de jazmín, de rosa y vainilla.

El ginseng y los chiles también se consideran afrodisíacos porque aumentan la frecuencia cardíaca estimulando tu apetito sexual.

Ten siempre a la mano un aceite, son excelentes para dar un masaje y crear un ambiente romántico con tu pareja.

Los olores naturales del sexo

Todas hemos escuchado hablar de las feromonas, esos aromas que despide tu cuerpo que pueden transformarse en poderosos afrodisíacos que resaltan frente al sexo opuesto.

Todos producimos de manera natural feromonas, éstas actúan sin darnos cuenta al disparar una “ametralladora” de reacciones bioquímicas hormonales en el cuerpo.

Por eso, es común que te hayas topado con perfumes, cremas, condones o lubricantes, que juran contener feromonas sintéticas. Sólo recuerda que cada persona es diferente y puede reaccionar de forma distinta ante estos productos. No tendrán el mismo efecto que las feromonas naturales, pero algunas producirán algo en ti.

Sin duda, el mayor afrodisíaco, es aquel olor que sólo se explican y perciben cada pareja a la hora de estar cerca, de sentirse excitados, ese aroma llega a ser tan fuerte, que te provoca deseo.

Los alimentos que jamás debes de incluir en tu lista de afrodisíacos, son aquellos que contengan ajo, cebolla y frijoles, no abuses del alcohol y jamás tengas una mala actitud porque eso apaga a cualquiera.

¡A probar muchos afrodisíacos chicas, mucha suerte!

Twitter: @angiegama

Angie Garcia Maldonado

Comparte tu opinión