«Sabía que iba a conquistar el Everest, era mi propósito»

«El montañismo es una autoconquista; no conquistas la montaña, te conquistas a ti misma», señaló la alpinista.