El cáncer de mama es una enfermedad que afecta mucho más que la salud física de quien la padece. Las afecciones emocionales que genera son realmente fuertes. Por eso, resulta muy importante que a la par con el tratamiento que indiquen los médicos, se reciba apoyo psicológico. Superar esta condición es un trabajo en conjunto entre medicinas y fortaleza emocional.

Si te encuentras en proceso oncológico o lo superaste, y quieres llenarte de confianza en este nuevo comienzo, te decimos ¡es hora de renacer! Llena de arte tu cuerpo y colorea tus cicatrices, recuerda que son tus marcas de una de las batallas más intensas de tu vida. Te presentamos increíbles inspiraciones de tatuajes postmastectomías, ¿cuál te harías?

Comparte tu opinión