Asma: ¡que la lluvia no te traiga complicaciones!

Si sufres de asma la lluvia puede generar complicaciones y sabes a lo que me refiero. Es por esto, que es importante saber algunos detalles para estar preparadas al momento de las temporadas lluviosas.

Crisis asmáticas 

El asma es una de las enfermedades crónico-respiratorias de inflamación tipo 2 cuyos síntomas más frecuentes son la opresión torácica, sibilancias, tos crónica y falta de aire. A pesar de ser uno de los padecimientos más frecuentes, sus síntomas, gravedad y tratamiento son variables, ya que también se asocia con múltiples comorbilidades como la dermatitis atópica y poliposis nasal.

De acuerdo con la Iniciativa Global para el Asma GINA, se estima que a nivel mundial más de 300 millones de personas padecen algún tipo de asma desde la infancia o en edad adulta, mientras que en México el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER)estima que 8.5 millones de mexicanos tienen asma, de los cuales, 36% la padece a nivel moderado a grave.

Lee también : Alergias, asma y Covid19

Factores de complicación

Existe una gran variedad de factores que disparan sus síntomas, entre los que destacan el humo de tabaco, el tipo de dieta, la exposición a contaminantes, los cambios de temperatura, determinados ejercicios físicos, olores intensos (fragancias y limpiadores) o incluso algunos medicamentos o alimentos.

Sin embargo, en el caso de las lluvias o tormentas, el mayor riesgo que tienen las personas que padecen asma es la exposición a pólenes y partículas de hongos, pues al caer las gotas de lluvia, estas rompen los granos de dichos alérgenos, rebotan y aumentan su presencia en el aire (esto produce el “olor a lluvia”). Por si esto fuera poco, las partículas del polen y esporas de moho se extienden a más áreas debido al viento.

¿Controlas las crisis de asma?  Foto de Acces
¿Controlas las crisis de asma? Foto de Acces

Controla las crisis de asmas en temporadas de lluvias 

¿Te parece importante? Aquí te brindamos consejos para prevenir un ataque de asma durante la temporada de lluvias:

  • Mantente alerta del pronóstico del tiempo para prever qué días habrá lluvia.
  • Durante la temporada de lluvia, evita realizar actividades al aire libre, sobre todo si han presentado síntomas de la enfermedad en las últimas dos semanas.
  • Si es necesario que salir, hazlo utilizando cubrebocas o bufanda sobre boca y nariz para disminuir la cantidad de alérgenos que aspiramos.
  • Mantén cerradas puertas y ventanas, y espera al menos una hora después de que llueva o llovizne para abrirlas, así permitirás que las partículas de polen y moho se dispersen.
  • Evita salir a caminar o a realizar algún ejercicio en superficies donde haya pasto aún húmedo. Al pasar cerca o sobre el te expones a los alérgenos mencionados.
  • Recuerda tener a la mano los medicamentos de rescate indicados por tu médico especialista.

Pero, sobre todo, no dejes de acudir con el alergólogo, inmunólogo o neumólogo para que te asigne un tratamiento acorde a tus necesidades. Es importante que tu médico tratante sepa tu caso y te aconseje los otros pasos para controlar estos ataques asmáticos.

¡Conocer más sobre la enfermedad, es la mejor manera de controlarla!

Fuente: Sanofi

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Síguenos @KENArevista!

Acompáñanos en nuestras redes sociales y no te pierdas ninguna nota de KENA.