Hay momentos que cuando estás con tu pareja sientes que llegas a la cumbre de la felicidad plena pero luego de un tiempito “la felicidad no duró para siempre” y sientes que comienzan a vivir momentos de estrés… ¿esto se puede evitar, cómo?

El estrés en pareja…

Según la especialista terapeuta en pareja Claudia Torres, en sus consultas médicas es muy recurrente este tipo de problemas y afirma que el estrés de la cotidianidad provoca irritabilidad, desequilibrio de emociones y alteraciones nerviosas que afectan las relaciones amorosas.

Las deudas, la familia, el trabajo, los quebrantos de salud, la renta del depa, el servicio del coche y la colegiatura de los pequeños son los problemas que suelen detonar la situación. ¿Te suena?

“Es normal que esto pueda ocurrir pero lo que no se debe permitir es que el estrés domine en la relación y se perpetúe en el tiempo. Es por eso que siempre le recomiendo a mis pacientes que pese a cualquier adversidad se tomen varios momentos a la semana ´solo para dos´ con los teléfonos apagados si es posible. Es importante practiquen un detox digital en esta terapia.” Explica Torres.

Amor sin presión: consejos que deberías tomar en cuenta

Se puede trabajar en equipo para evitar caer en la rutina. Con cositas simples puedes marcar la diferencia:

Toda oídos: siempre escucha lo que tu pareja tiene por decir… la comunicación debe ser recíproca y constante.

Tu presencia suma: es importante estar para los buenos y malos momentos de tu pareja. Procura no hacer cosas que le hagan sentir que le estás dando la espalda… Con esto evitarás que una bomba sentimental explote.

Independencia absoluta: no absorbas el tiempo de tu pareja, esto siempre genera estrés y descontento. Deja que se divierta, que salga con sus amigos, te extrañará y ese reecuentro será más amoroso que nunca.

Acéptalo tal como es: con sus chistes, con su forma de ser, con sus prioridades y con sus hijitos, si es el caso. Cuando una pareja se acepta, el camino es más llevadero.

Un día diferente: ¡solo un día a la semana! No se pide más.. salgan de la rutina, diviértanse y quiéranse mucho lejos de la rutina. ¿Recuerdan ese dicho que dice “la monotonía mata”? Es en serio…

Que nunca falte una muestra de cariño: esos detalles que a veces son tan insignificantes pero te abomban el pecho de alegría, reducen el estrés y te hacen sentir amada.

Más allá del cine, de la cena romántica y del fabuloso viernes de hotel (que no puede faltar) imagina dejarle mensajes en la servilleta al terminar de comer o pasarle un mensaje y hacerle saber que bien le queda esa camisa, ¡así lo tengas al frente, no te pierdas esas mejillas coloradas!

Son cosas simples que pueden acabar con el estrés en pareja, si existe amor de verdad, estos conflictos se pueden superar.

LEER MÁS SOBRE: SER FELIZ EN PAREJA: RESPETAR SU ESPACIO ES SÍMBOLO DE AMOR

Comparte tu opinión