Si ya estás a punto de dar a luz y aún no arreglas tu maleta, haz tu check list de las cosas que no deben faltar.

Con tiempo

Las semanas previas al parto están cargadas de emociones y miles de pendientes, seguramente te olvidarás de algún detalle.

Todas las madres pasamos por esta angustia, sobre todo las primerizas. Si eres una de ellas y te ronda en tu cabecita preguntas constantes como: ¿qué llevo…?  ¿Y si se me olvida…? ¿Será necesario…?Ten paciencia, pero no dejes el armado de tu maleta a último momento, ármala desde semanas antes.

Un estudio realizado en España determinó que el  7% de los niños que nacen es de forma prematura (antes de la semana

La maleta para el hospital

Cosas que no deben faltar en la maleta para el día del parto

Cosas que no deben faltar en la maleta para el día del parto

  • Pijamas y bodies: Depende de las indicaciones que te dé tu médico, lo más seguro es que pases una noche en observación, así que ve con ropa cómoda también para ti, además del mameluco del bebé.
  • Pañales de recién nacido y toallas húmedas: evidentemente no puede faltar esto tan importante para tu hijo. Seguramente te darán en el hospital, pero no está de más. Las toallitas húmedas te ayudarán a limpiar al bebé a la hora de cambiarle los pañales.
  • Gorritos y manoplas: las abuelas recomiendan que no falten, pues  hacen que el bebé mantenga su temperatura estable.
  • Cobijita: es importante y más si hace mucho frío. Te ayudará a cubrir a tu bebé tanto adentro, como afuera del hospital.
  • Outfit de salida: como madres, siempre buscaremos que nuestros hijos sean los más lindos, pero acuérdate de ti. No pienses que saldrás como antes del embarazo, es más, puedes salir muy hinchada, así que con eso en la cabeza, empaca algo holgado y cómodo.
  • Neceser del bebé: es ideal que lleves un cepillito para peinarlo y pomadas que eviten o ayuden en caso de irritaciones.
Cosas esceneciales para la madre

Cosas esenciales para la madre

  • Calzado: Prepara unas pantuflas, chanclas para el baño y zapatos cómodos para salir. Insistimos: puedes seguir hinchada, así que nada realmente apretado. Si van a hacerte cesárea, pregunta al médico si te darán medias de compresión para las piernas o tienes que llevarlas tú (pueden ser muy costosas en el hospital).
  • Neceser de mamá: ¡que no se te quede nada, en especial si vas a un hospital público!  Empaca tus artículos de aseo personal: jabón, cepillo de dientes, pasta, peine o cepillo, champú o enjuague, crema corporal, incluso papel higiénico. Un súper tip: un spray con loción desenredante para el cabello, pues estarás acostada por un largo rato y pueden hacerse nudos. En los hospitales privados te darán de todo, pero quizá prefieras llevar los que que te gustan a ti. Algo que poco se dice: toallas nocturnas para ese sangrado que tendrás después del dar a luz. Finalmente: protectores de pezón para cuando lactas y, claro, el bra de lactancia.
  • Documentos personales: sí: tu cartilla del Seguro Social o la tarjeta de tu seguro de gastos médicos mayores. La identificación y, ¡alguien que te apoye con todos los trámites».
  • Extras: cargador de tu celular, seguramente van a estar llamándote todo el tiempo. Pero, toma en cuenta que si vas a parir en un hospital público es mejor que no lleves tu celular pues no vas poder tenerlo contigo ni tendrás dónde guardarlo. Que mejor lo tenga tu persona de confianza. Si no puedes dormir con mucho ruido, ¡unos tapones de oídos te sacarán del apuro!

Consejo para el hospital: Es preferible no llevar joyas al momento del parto, ¡te las quitarán y no querrás perderlas!

Ya con esto listo, ¡a esperar el momento de ver por primera vez a ese pedacito de ti!

LEER MÁS SOBRE: ¿Cómo enfrentar el espejo después del parto?

LEER TAMBIÉN: EMBARAZO Y POSPARTO: 5 PRENDAS EN LAS QUE REALMENTE VALE LA PENA INVERTIR

Comparte tu opinión