Seguro la recordarás por su interpretación en Pasión de gavilanes, Un gancho al corazón y Bella Calamidades, en las que ha pasado de ser de una aguerrida hermana mayor, a una fuerte boxeadora hasta una cenicienta del nuevo milenio. Su rostro dulce, dominado por un par de ojos perfectamente oblicuos, se ha convertido en su seña principal, porque su belleza, más que despampanante, es la de una princesa de cuentos de hadas. Danna García es esa actriz que ha demostrado que no importa dónde esté, siempre dejará huella.

Pero no te dejes engañar; bajo esa mirada enternecedora hay una fuerte mujer que en reiteradas ocasiones ha demostrado de qué está hecha. Como cuando participó en la novela Qué bonito amor (2012), en el papel de María, la hija del mariachi, y por la que aprendió el estilo de vocalización que se esperaba para su interpretación. Por cierto, un talento que posee Danna desde su debut como cantante con la novela Café con aroma de mujer (1994), producción a la que su grupo, Café Moreno -compuesto por su hermana, la también actriz y cantante Claudia García, Carolina Ángel y Zulu- dio la banda musical.

danna_garcia_1

Su salto a la fama internacional vino con el rol de Marcela Vallejo en la telenovela Café con aroma de mujer, permitiendo que se le conociera en todo el continente latinoamericano, puesto que esta producción se hizo una de las más famosas de todas las que se han realizado en Colombia, transmitida en todos los países de habla hispana y superada sólo por Betty la fea. Se puede decir que Danna empezó siempre con el pie derecho.

¿Cómo llegó esta gran actriz a repuntar en México?

No te pierdas todos los detalles en la entrevista exclusiva que tuvimos con ella, en la que nos revela dónde vivió, cómo le hizo para poder hablar como mexicana y su nostalgia por su tierra, Colombia.

revistakenajunio

Comparte tu opinión