A veces, resulta todo un desafío personal cuando estamos frente a una situación en la que nos provoca decir “¡no, no quiero hacerlo!” o “¡no, no me interesa!”, pero terminamos diciendo “¡sí!”, aún y cuando esto no nos genera ninguna satisfacción.

Socialmente se nos ha inculcado que al decir “sí”, estamos siendo personas educadas, amables y positivas, pero la realidad es, ¿por qué tanto temor a decir “no”. Cuál es el problema frente a esa respuesta?

decirno

Muchísimas veces hemos escuchado comentar que si dices “no” eres un egoísta, estás desaprovechando una oportunidad, no eres amigable o eres incapaz. La verdad es que no tenemos porque sentir culpa cuando no estamos de acuerdo o cuando no tenemos ganas de hacer algo. Claro, el asunto está en saber responder ante un planteamiento o proposición, es cierto que la idea es estar bien consigo mismo y respetar nuestras decisiones internas, pero también lo es que no podemos decir las cosas de mala manera para dañar a otros. Si dices que no de buena forma, nadie tiene porque salir lastimado.

Ventajas y beneficios de decir ¡NO!:

  • Puede evitarte problemas a futuro: si aceptas una propuesta sin pensar en el tiempo que dispones, si puedes o no realmente cumplir, estarías frente a un conflicto. Por eso, lo correcto es analizar antes de dar una respuesta, es mejor decir que no con sinceridad y tiempo, a decir que sí y después no poder asumirlo.
  • Te dará tiempo para hacer actividades que ames: a veces al decir “sí” a todo te comprometes con acciones que tal vez no sean de tu agrado, y dejas de lado las cosas que te encantarían hacer.
  • Vives con menos estrés: dar constantemente respuestas afirmativas puede resultar motivo de presión, porque sientes que debes mantener una “imagen” frente a los demás. Decir que “no” te hará relajarte, porque al final eso es lo que quieres.

decirno2-1

  • Creas lazos más fuertes con tu alrededor: es difícil conseguir personas que no teman a decir que “no”, eso te dará un valor agregado y hará que quienes te rodean se sientan afortunados de conocer a una persona sincera y firme a sus ideales.
  • Fija prioridades: negarse frente a alguna situación, solo quiere decir que estás conscientes de tus verdaderos intereses o prioridades, y estás diciendo “sí” a otras alternativas.

 


Síguenos en redes sociales como @KENArevista: