Banner-Kena-Horoscopos-2021-Descarga-Revista

Por: Ana Lucía García, Coach y Estratega de Pequeños Negocios

¿Sabes qué pasa por la cabeza del emprendedor al saber que tiene que ser el de TI, Ventas, Comercial, Marketing, Developer, PR, ejecución, chofer?

El día a día de un emprendedor cuando está iniciando es andar en vulnerabilidad en mayor medida. Su primer año es una montaña rusa y no sabe por dónde atacar la prioridad, el pendiente, la venta. Hay tantos roles que jugar, que deja en segunda prioridad su inteligencia emocional por atacar cada frente.

Hay razones importantes por las que quiero compartirte este contenido, ya que hay que tomar en cuenta que la inteligencia emocional es una ventaja en nuestra persona, ya que sin ella estamos sometidas a un extra de riesgo si no hacemos caso. Digamos que en la vida podemos encontrarnos “puntos ciegos” que por no verlos, podemos tropezar y no sabremos qué hacer en el camino si no contamos con esta y nos hará ser vulnerables.

¡A abrir los ojos!

Quiero mostrarte algunos ejemplos, siento son claves, ya que al ser “ciegos” hace que caigas o tambalees y sugiero estés con los ojos bien abiertos para tener atención si se te presentara alguno:

 

  • La equivocación: y para algunos esto puede ser fracaso pero en realidad es una forma de seguir buscando, encontrar o tener la apertura de buscar otra puerta. Es importante para seguir adelante sostenerte de la inteligencia emocional, ya que será la que te ayude a tener apertura para abrir la siguiente puerta.

 

  • El ladrillo: y esto es como lo conocemos el éxito, cuando te sientes dios y que eres intocable porque ya todo sale bien, los obstáculos están atrás y ahora estás en la cima que “pensabas” crear. Ahí puedes perderte, requieres gestionar y canalizar. La inteligencia emocional te hará recordar quién eres y cómo debes seguir y la razón por estar en tierra, no la ciegues.

 

  • El compartir: si algo nos entrega el universo, dios o como gustes llamarle, es abundancia total, pero la ambición puede cegar llevándote al no compartir; comparte. Grandes líderes son «castigadas» por no contribuir con su éxito en la sociedad. La inteligencia emocional te hará ser mas dador y compartir siendo canal de ello.

 

  • La víctima: si algo pasa de manera constante «es culpa del otro y yo no soy responsable». Es importante que lo veas porque las frases como, “si tan solo fueran diferentes”, “había tráfico”, “el cliente no tuvo la apertura de negociar”, entre muchas otras, es crucial para el emprendimiento, porque se busca culpable para no tomar acción e identificar que nuestra inteligencia emocional está totalmente nublada.

 

  • Gestionar la traición: donde pienses que no habrá bomba, no habrá estallo, nada puede salirse de control, todo es seguro, es en donde puede llegar la puñetada; ojo si el golpe viene de un cercano, porque de ahí es donde realmente dolerá. En este punto ciego necesitarás gestionar inteligencia emocional porque si te quedas en el rol de víctima, odio, culpabilidad será difícil que vuelvas a confiar y abrirte a alguien más. ¿Qué tal que después de esa experiencia llega el socio que necesitas y por falta de inteligencia emocional no le abras la puerta?
mujeres-de-negocios

Imagen de Amy Hirschi para Unsplash

¿Para qué sirve la inteligencia emocional en los negocios?

La inteligencia emocional es una aliada para  tener clara tu misión, ya que te lleva a cuestionarte, ¿para qué estás aquí? No te va evitar que caigas por culpa de tener esos puntos ciegos en el camino, pero si te ayudará a ver cómo salir de ellos cuando se te presenten de manera inteligente y astuta; punto clave para toda emprendedora.

Considero que hay bastantes razones por las que la inteligencia emocional debe ser parte de ti, pero una que veo fundamental es que puede mostrarte el equilibrio en tu vida, tanto en lo personal como emprendedora. El estar tan clavadas en nuestro emprendimiento nos lleva a ignorar el rol familiar o de amiga o de partner.

Quiero mostrarte 4 puntos clave para que la conozcas en caso de que seas ajena a ella y cómo irla descubriendo en ti:

  1. Descubre tu emoción: tener presente en ti la capacidad que tienes para controlar sentimientos es fundamental para tenerte paciencia y comprenderte.
  2. Maneja esa emoción: al descubrirla, tienes la capacidad de ser consciente de ti misma, cuando tienes esa capacidad te puede ser más ágil recuperarte de alguna situación no esperada, que muchas veces es el día a día.
  3. Reconoce al otro: y en esto me refiero a despertar tu empatía de saber que el otro también tiene derecho a sentir, pensar y actuar, busca la capacidad en ti de reconocer que el otro es diferente a ti y su habilidad es distinta a la tuya.
  4. Desarrolla habilidades: enfocándote en fortalecer tu inteligencia emocional, necesitarás de la resiliencia, tu liderazgo, la negociación, la comunicación asertiva para poder hacer uso de tu inteligencia emocional. Manejar tus emociones te ayudará a dominar tus distintas habilidades.

Recuerda: como emprendedora será necesario dominar tu mente racional y tu mente emocional, así que te pregunto: ¿estarás lista para llevarlo a la acción de manera asertiva en tu día a día? 

 ::::::::::::::::

Ana Lucía García, Coach Estratega de Pequeños Negocios

https://www.facebook.com/analuciacoach/

https://www.instagram.com/analuciacoach/

 

Comparte tu opinión