¡Acabo de hacerlo por primera vez! Lo hice de impulso y por aprovechar una promoción a un costo irresistible: pestañas de mink o seda por $500 pesos. Tenía muchas dudas al respecto y cuando posteé mi hazaña, amigas, lectoras y seguidoras me preguntaban básicamente las mismas cosas, así que decidí hacer este artículo respondiendo las dudas más comunes sobre aplicarnos pestañas…

¿Cómo evitar que se me vean ojos de muñeca diabólica?

Esta pregunta me dio mucha risa. Tenemos miedo de que se nos vea mirada de vaca Clara Bella o de muñequita que abre sus ojos en la noche en medio de una peli de terror. Yo también las quería lo más naturales posible, pero luego, al estar exigiendo lo ultra natural, es que no se nota ningún cambio. Lo que yo hice fue decirle a mi estilista “que se me vean como las mías, pero enchinadas y como si trajera dos capas de rímel”. Quienes la aplican tienen diferentes medidas de pestañas en longitud, grosor y curvaturas. Lo ideal es que te combine varios tamaños y, recuerda, mejor pídelas larguitas, ya que se pueden recortar.

¿Cómo y con qué te las ponen?

Ya se pusieron de acuerdo sobre cómo quieres el diseño. Te desmaquillan los ojos por completo. De preferencia llega así. Te van a acostar en una camilla, te ponen una especie de cinta protectora de ojo en el párpado inferior y te piden que no se te ocurra abrir los ojos por nada. Te van poniendo con pinzas una por una, con pegamento quirúrgico las adhieren a tus propias pestañas. Cuando queda el diseño, te soplan un poco de aire para que seque y no te arda dicho pegamento. Te retiran los protectores. Hasta el final, final, puedes abrir los ojos; lagrimear un poco es normal.

¿Cuánto tiempo tardan en aplicártelas?

La aplicación de primera vez puede durar de 45 minutos a una hora en promedio. Así que lo puedes hacer en tus horas de comida fácilmente y reingresar a tus actividades inmediatamente. No requiere ni reposo ni recuperación.

 ¿Cuánto cuestan regularmente?

Yo agarré un súper ofertón de $500 pesos como ya te comenté* (al pie de este artículo te digo cómo obtenerla). Dependiendo del salón, la zona, el material y otros factores, los precios oscilan de $650 a $1.200 pesos. Pero sondea varios lugares primero o caza promociones como yo.

¿Cuánto duran las pestañas?

Esta pregunta te la respondo no de mi experiencia propia, ya que llevo sólo un día desde que me las aplicaron. Según mi estilista y lo que investigué, la duración después de la aplicación oscila entre uno y dos meses antes de que éstas se caigan. Depende de factores como la frecuencia de tu contacto con el agua y la humedad, tu posición al dormir, tu manera de desmaquillarte, si tienes algún tic de estártelas toqueteando, además de otros. Y, por supuesto, de la calidad del pegamento y de la técnica de la aplicación en sí. Las pestañas propias tienen un proceso de renovación cada 21 días aproximadamente, así que calcúlale en esta medida, ya que recuerda, tus postizas estarán colocadas sobre éstas.

¿Duele?

¡Cero! Y eso que varios doctores y esteticistas me han dicho que mi umbral del dolor es bajito… Soy hipersensible para varias cosas… ¡o sea que soy chillona pues! Sentí dos cosas, un pequeño piquetito en la línea de las pestañas cuando me colocaron algunas de ellas y abrí los ojos antes de tiempo (por desobediente, pero sin querer) y me ardieron y lloraron un poco por el pegamento. Pero nada de dolor. Este procedimiento no requiere de ningún tipo de anestesia.

¿Qué onda con el retoque?

Si te gustó el resultado, seguro querrás repetir. En muchas, y me incluyo, ésta era la parte renuente. Pensar en el mantenimiento suele asociarse con lo esclavizante, pero lo pensé así: ¿no lo es más enchinarte y aplicarte rímel diariamente o, a poco, no también retocas tu tinte cada mes o dos yendo al salón? La decisión es totalmente tuya.

Puedes ir cada mes o dos a hacerte tu retoque, según lo veas necesario. Básicamente es el mismo procedimiento, pero ahora sólo se trata de rellenar algunos huequitos que hayan dejado las pestañas que se cayeron. Dura la mitad del tiempo que tu primera vez, calcula alrededor de 20 minutos y, por supuesto, el costo también es menor. Y es un buen momento por si quieres mejorar o cambiar tu diseño.

¿En qué me debo fijar sobre reglas de higiene y seguridad?

Preguntas que pocas hacen, pero ¡cómo importan! Las pinzas y demás material o utensilios deben haber estado esterilizados después de cada uso. Checa que en dicho recinto tengan la máquina esterilizadora de artefactos cosméticos. Puedes verte piki, pero checa también las condiciones y caducidad del pegamento quirúrgico y la calidad o certificación de la marca de pestañas que te están ofreciendo. Así como la constancia de que el estilista tomó el curso adecuado de su aplicación y sabe lo que hace. También puedes pedirle que te muestre fotos reales (tipo antes-después) de su trabajo.

¿En qué son mejores que las pestañas postizas quita-pon y los líquidos para que crezcan las propias?

Para mí no hay mejores ni peores, cada técnica y resultado es diferente. Considero que es muy personal, evalúa tus tiempos y cuánto quieres dedicarle a cada rutina. Todos los procedimientos de belleza requieren sus esfuerzos y mantenimiento propios. El resultado es la combinación entre las marcas y cuidados aplicados.

 

* Yo me las apliqué en Yomava Hair Studio, con dirección en Calzada de las Águilas por Rómulo Fárril. CDMX Más informes al teléfono: 56357079. La promoción de $500 pesos es por San Valentín, pero si preguntas por Mago Vargas les respetará este precio a las 10 primeras lectoras que concierten una cita mencionando este artículo de Tania Lara para kena.com