Ya que las boutiques de ropa y centros comerciales se encuentran cerrados por la pandemia, se ha visto incrementado el e-commerce en este menester. Pero, sabemos que comprar ropa online no es labor sencilla y a veces terminas decepcionada.

Debido a que no hay probador y varios sentidos no podemos ocuparlos, muchas veces llega una prenda y nos decepciona por la talla, la tela y otros factores. Nada que no se resuelva con estos tips para no errarla en tus siguientes compras de ropa online.

1.Mídete con su propia vara

Resulta que compraste ropa de China y su S es tu XS, pero cuando pides S gringa ¡es como la M de aquí!

¿Cómo atinarle a tu talla correcta? Saca tu cinta métrica y abre la opción de Tabla de Medidas de cada sitio que entres (hay algunas incluso por prenda). No todas las tiendas tienen realmente la misma talla. Además es conocido que por país, también pueden tener variaciones y diferentes sistemas. Así que mídete en cms y encuentra la equivalencia correcta con la tuya.

Extra tip: en lo oversize puedes jugártela pidiendo una talla abajo y en lo strecht, con una arriba de la tuya… sobre todo, si en la vida real lo haces y te funciona, ¡mídete de todas maneras!

2. Aprende sobre telas y fibras

Claro que hay enormes diferencias (y no solo al tacto) entre fibras naturales y sintéticas. A simple vista en las fotos, no siempre podemos distinguir las telas ni la textura ni cómo se nos van a ceñir al cuerpo por el corte o la caída.

Además de que algunas personas tienen picazón y otras reacciones alérgicas a ciertas fibras. Así que acostúmbrate a desplegar siempre la descripción de materiales y date un clavado por internet para averiguar sobre esa tela y mejor aún: checa las etiquetas de tu propia ropa, ese es el mejor ejemplo en vivo y ¡está en tu clóset!

3. Busca reseñas con «casos de la vida real»

Luego no es lo mismo ver la foto tomada por un profesional, con la ropa puesta en la modelo o maniquí talla 00 que en la vida real. O peor aún, en algunos sitios web se trata de «fotos referencia», ¡lo que significa que ni es el mismo producto! Así que remítete a ver fotos de los compradores y leer las reseñas que escriben los mortales sobre su experiencia real.

No seas una víctima más de expectativa- realidad en lo que a compras de ropa online se refiere.

4. Revisa las políticas de cambios y/o devoluciones

Punto importante por si algo de lo anterior falla. Revisa cuántos días tardan, si tú debes pagar la vuelta de correo, si hay reembolso o solo cambios, si son ofertas o prendas especiales con otras condiciones, etc. Nunca compres ropa online si no revisaste primero estos términos y estás de acuerdo con tales.

Evita sorpresas y considera que además en esta época de confinamiento, pueden existir otras condiciones aplicables en cuanto a tardanza, devoluciones, etc.

5. Compras online de ropa… pero, ¡para otra persona!

Tu hijo, el novio, la amiga, la mamá o alguien que incluso no vive en tu casa y por la sana distancia del momento no puedes ir a medir ni preguntar, pero quieres sorprenderlo con un detallazo en su cumpleaños de cuarentena.

No te rompas la cabeza, existen las tarjetas y certificados de regalo en prácticamente todas las tiendas online. Por supuesto, las tarjetas online también son online. Solo reenviarás el link o el código.(Y pásale esta nota también para que tampoco la vaya a errar en su intento).

Es buen momento para apoyar a las marcas de ropa y accesorios mexicanos que tienen la opción de compras en línea. Lee la nota.

Comparte tu opinión