Hay que reconocer que no hay mamá como la mexicana, siempre nos hace reír con sus frases, sin importar cuan seria fuese la situación, o tiene las palabras perfectas para hacernos sentir mejor, pero si hay algo que las caracteriza son sus regaños. Así que recordemos las frases más célebres con las que hemos crecido a lo largo de nuestras vidas:

1.- “Me tienes con el Jesús en la boca ¿por qué no contestas el celular?”

Desde que saben que pueden estar al contacto con nosotros 24/7  sufren un ataque de nervios cuando no contestas el teléfono al segundo timbrazo, lo que deriva a tener 210 mensajes en tu WhatsApp con un tono de «Te va a ir mal».

2.-“Vas a ver al rato que llegue tu papá…”

Esta frase es una de mis favoritas porque por lo regular los papás son los más tranquilos de la vida y  siempre nos terminan apoyando – somos el brillo de sus ojos-

3.- “¡Te encargué cilantro!”

Es básica, estoy segura que de pequeños les pasó por lo menos unas vez- siempre nos confundimos-.

4.-“No pases que acabo de trapear.”

Una de las cosas que más les molestan es encontrar pisadas en su piso recién  trapeado, así que cuando escuchabas esta frase tenías que saltar al primer mueble que tenías en frente.

5.-“Si corres te va a ir peor…”

Aguas con que te portaras mal y te resistieras  al regaño- seguramente te iba a ir peor- pero mientras podrías hacerla correr al rededor de la mesa hasta que al final te atrapara y bueno, el final ya lo saben.

6.- “Cuando tengas tu casa podrás hacer lo que quieras, mientras no”

Ni modo, así son las reglas, no queda otra más que trabajar mucho para poder tener la libertad que muchos quieren, aunque seguramente ahí va la siguiente frase :

7.- «¿Me pregunto cómo le vas a hacer cuando no vivas conmigo? No sabes ni lavar los trastes.»

Así que también aprendan de ella todo lo que puedan porque la comida no se hace sola y la ropa no se lava sola.

Y si lo que quieres es irte para evitar esta pregunta:

8.-“¿Me estás avisando o me estás pidiendo permiso?”

Trabaja y aprende a ser independiente…

9.-“¡Cuidadito me respondas!”

Esta frase es sin duda la reina de todas. Ese momento incómodo en el que no le contestas y se enoja,  y cuando lo haces se vuelve a enojar. Son como Hulk, su secreto es que siempre están enojadas (No es cierto ) Pero la verdad es que no pueden vivir sin nosotros, se hacen las que no les importamos pero les encanta que les mandemos mensajitos y les hablemos por teléfono para que puedan ocupar una de sus frases favoritas :

10 .-“¿Y ese milagro que te acuerdas de que tienes madre?”

Comparte tu opinión