Usar antibacterial es útil para evitar el contagio del COVID-19. Sin embargo, por cuestiones de finanzas en plena crisis, las cuentas no dan y se nos hace cuesta arriba comprar semanalmente un antibacterial. ¡Lo puedes hacer en casa!

Antibacterial casero: para adultos

Solo necesitas algunos elementos, que son importantes para lograr desinfectar tus manos.

  • 2 cucharadas de alcohol de 96º.
  • Media cucharadita de glicerina (opcional).
  • ¼ taza de gel aloe vera.
  • Unas gotas de aceite esencial al gusto.
  • Agua destilada.
  • Embudo.
  • Bote.

¿Cómo prepararlo?

  1. – Mezcla el aloe vera, la glicerina (opcional) y el alcohol en un tazón y remueve bien para crear una mezcla sin grumos.
  2. – Agrega el aceite esencial para dar aroma a tu gel antibacterial.
  3. – Añade agua destilada hasta que logres la consistencia que deseas.
  4. – Con un embudo vierte el contenido en un bote y úsalo como lo harías con el que puedes comprar en un supermercado o farmacia.

Antibacterial para niños: más suaves

  • Un cuarto de taza de gel de aloe vera.
  • 20 gotas de aceite esencial antibacteriano (menta, eucalipto o árbol de té, que es súper efectivo).
  • Agua destilada
  • Embudo.
  • Bote.

¿Cómo prepararlo?

  1. Mezcla bien estos ingredientes hasta crear una emulsión homogénea.
  2. Utiliza un embudo para meterlo en un bote pequeño o en uno con dosificador para casa y listo.
  3. Si tu hijo tiene alguna afección en la piel, es importante que consultes con su pediatra antes de aplicar un aceite esencial.

Es importante que tomes medidas y desinfectes tus manos de forma seguida cuando sales de casa. Sé consciente y cuida tu vida y la de los tuyos. Prepara tu propio desinfectante casero y gánale la batalla al COVID-19.



LEER MÁS SOBRE CUMPLEAÑOS EN TIEMPOS DE CORONAVIRUS: CÓMO FESTEJAR EN AISLAMIENTO

Comparte tu opinión