La llamada acupuntura sin agujas, es una de las técnicas de medicina de la milenaria cultura oriental, que se ha convertido en tendencia por su sencilla aplicación, brindando alivio rápido a los males del mundo occidental. Su eficacia está en el uso de la energía del cuerpo, reconocida por ellos con el nombre de “qi”, el cual no es más que la reunión de del ying y el yang -bien y mal- dentro del organismo, irrigados por las líneas meridianas, que llegan a cada órgano; pues ellos no distinguían músculos de arterias. En este caso, solo veremos una zona del cuerpo con cinco puntos de presión para atacar las cefaleas:

 

-Tercer ojo: (GV24,5) Con un solo dedo haz presión entre las cejas, donde se conecta el puente de la nariz con la frente. Hazlo con firmeza durante un minuto completo. Disminuirá el dolor en la parte alta frontal de la cabeza.

 

-Perforación de bambú: (B2) Si el dolor ataca la zona ocular, este punto te ayudará a eliminarlo. Haz presión durante un minuto en las esquinas internas de los ojos, justo encima del párpado y en el hueso que rodea el ojo, con los dedos índices o pulgares.

-Fragancia de bienvenida: (LI20) Son los dos puntos que se ubican a cada lado exterior de la fosa nasal, cerca de la parte inferior del pómulo. Haz presión en esa zona con los índices durante un minuto.

-Feng Chi: (GB20) Se ubica justo debajo de la oreja. Si todavía te cuesta hallarlo, prueba buscando los dos agujeros a los lados del cuello en la base del cráneo, pon los pulgares allí, y si lo deseas, entrecruza los dedos sobre el resto del cráneo. Haz presión durante cuadro a cinco segundos.

-Mansión del viento: (GV16) Podrás encontrarlo en el centro de la parte posterior del cráneo. Allí ejercerás presión firme y profunda durante un minuto.

 

 

Esta y más soluciones para combatir los dolores de cabeza, en una entrega completa de la editorial de marzo.