Banner-Kena-Horoscopos-2021-Descarga-Revista

Análisis de moda de la reunión de Melania Trump y Brigitte Macron. 

En el segundo día de la visita del mandatario francés, Emmanuel Macron, y su esposa Brigitte, a la Casa Blanca, Melania Trump decidió vestir un traje de falda tipo suit blanco, acompañado por un sombrero amplio y delgado tipo pamela, blanco también. El traje es de Michael Kors y costó $2.195, mientras que el sombrero fue una encomienda especial a Herve Pierre (uno de los diseñadores predilectos de la primera dama) para ser estrictamente combinado con el traje.

En el pasado, la primera dama estadounidense vistió de blanco y se sobreentiende que esto ha sido para enviar mensajes asociados con el poderío de la mujer; de hecho, en la cena de la unión donde, vestida de blanco, fue vista por primera vez junto a su esposo, luego del escándalo de Stormy Daniels.

Los símbolos del sombrero blanco

El simbolismo del sombrero blanco históricamente insinúa virtuosidad, bondad y ser “justo”. Según el diccionario Merrian Webster, en su definición del sombrero blanco, «este alude a los que son buenos y honorables». En la comunidad del Internet y en el hacking también.

En la cultura pop se atribuye a Olivia Pope, de la serie Scandal, cuando ella lo utiliza siendo benévola en su comportamiento y ayuda a los “buenos”. Todo esto también viene después de que la primera dama americana posó con relativa armonía junto a los expresidentes Bush, Clinton y Obama y sus esposas, en el funeral de Bárbara Bush, sin la presencia de su esposo.

El escrutinio de la prensa alrededor de la poca cariñosa y distante pareja me hace pensar en que no son casuales las escogencias de los atuendos de la primera dama. El día anterior, al recibir la llegada del mandatario francés, Melania vistió una hermosa capa negra Givenchy, tacones Christian Louboutin, un clutch Dior negro (todas marcas francesas), mezclados con un vestido al talle de Ralph Lauren, creando una simbiosis de naciones en la planopia de su atuendo.

Por su parte, la primera dama Macron se mantuvo firme en su atuendo francés usando trajes Louis Vuitton, de chaquetas y falda. Al bajarse del avión vistió una chaqueta rosa pálida de la marca antes mencionada, con botones negros, que la hizo lucir juvenil (algo que atribuyo a la diferencia de edades con su marido); luego un abrigo amarillo al visitar Mount Vernon y el traje blanco con chaqueta que portó para la visita de la Casa Blanca.

Diplomáticamente hablando, ambas primeras damas se mantuvieron firmes en sus agendas de vestir. Melania siempre ha mezclado diseños de varias naciones, representando su naturaleza como emigrante, y Brigitte sigue siendo embajadora de la moda francesa.

En lo personal, siento que Melania se ha alejado un poco de la agenda ostentosa de sus vestimentas con la que empezó en la administración de su marido (trajes Jackie Kennedy, caros y con poca personalidad) y está creando una agenda subrepticia ajena a la personalidad.

 

Una columna de Gabi Ramos desde Nueva York

Gabi Ramos columnista de moda

 

Comparte tu opinión