Cuando trabajas en un espacio cómodo e íntegro absolutamente todo fluye: las ideas, la productividad, las relaciones interpersonales y las ganas. Pero ¿qué requerimientos se necesitan para disfrutar de una oficina saludable?

Cuando llegas a primera hora y colocas tu bolso, automáticamente ves tú alrededor y percibes bajo qué condiciones empezarás las faenas del día… si está sucio el espacio o se fundió el foco justo en tu zona de trabajo… Son detalles que parecen mínimos pero influyen directa y radicalmente en la productividad laboral. ¿Puntualizamos más?

Por una oficina saludable

  • Buena iluminación:

Es importante tener un adecuado sistema iluminación. Y si tienes cerca un ventanal que te brinde la luz natural ¡genial! La iluminación es un detalle que no se debe negociar, es necesario para todo trabajador.

Los beneficios de tener un ventanal cerca son maravillosos, además de la luz del sol, es el aire, la brisa y hasta el sonido de los árboles y pajaritos lo que te resetea y te impulsa con más ganas y nuevas ideas.

 

  • Un mobiliario cómodo para tus tareas asignadas:

La salud física y emocional ha tomado mucha importancia dentro del espacio laboral y partiendo de este punto, los muebles están siendo fabricados pensando siempre en la comodidad y descanso del trabajador.

Si tú como trabajadora te sientes a gusto en tu silla, escritorio o espacio donde desarrolles tus actividades laborales, la productividad y los buenos resultados serán mejores para ti y para la empresa. Y es precisamente esto lo que se busca…

 

  • Estimular los sentidos:

Con esto nos referimos a todos esos detalles que activen “positivamente” tus sentidos. Por ejemplo, un buen difusor de aromas brinda una sensación divina de un aire limpio y purificado. Estaría bien uno suave, hay quienes sufren de alergia.

Otro ejemplo importante y real para quienes estamos al frente de una computadora comiendo palabras o números son los apoyos visuales. Así es mucho más fácil captar una idea. Con estos apoyos visuales la mente se despeja y te favorece muchísimo, es como poder reiniciar y arrancar de nuevo con el proyecto. Los niveles de concentración aumentan y tu rendimiento ni se diga…

Son muchas las opciones para crear una oficina saludable. Si sientes que el ambiente no es apropiado, habla con tus jefes y busquen soluciones que mejoren las condiciones de trabajo. ¡A ambos les favorece!

Información de: PM STEELE

 

LEER MÁS SOBRE: UNA OFICINA ORDENADA CON EL MÉTODO KONMARI

 

Comparte tu opinión