No permitas que errores del pasado sentencien tu presente y tu futuro. Aprende a vivir en equilibrio utilizando algunos consejos básicos para sanar y empezar.

Experiencias pasadas ¿superaste ese mal momento?

A todos nos ha pasado: una mala experiencia, un dolor o un daño. Ante todo esto siempre será buena opción “aprender a soltar y sanar”.

Por ejemplo: arrastras cosas de cuando eras niña y sin saber los daños fuiste creando un pasado que condiciona y perturba.

¿Te pasa? ¿Te sientes limitada con ciertos temas personales? Es momento que des cabida a la elevación de la conciencia y juegues en contra de todo karma que se haya estacionado en tu vida.

Un niño pasado lleno de heridas

John Bradshaw, terapeuta contemporáneo, hace referencia a dos aspectos importantes sobre este tipo de frustraciones:

  • Represión de los sentimientos vinculados a episodios: él explica que esto puede darse de forma consciente o subconsciente, generado por imitaciones de conductas o por mandato.

 

  • No dejarse sentir y expresarse libremente: afecta demasiado, generando sensaciones de rechazo, lo que hará actuar con inseguridades, miedos, aislamientos y distancia limitante.

El experto afirma que las conductas llenas de inseguridades y miedos a causa de eventos no superados en la etapa de la niñez están vinculadas con el desenvolvimiento y productividad en el futuro, generando  posibles problemas para superar conflictos.

Sin embargo, nunca es tarde para sanar y soltar esas creencias que tienen años haciendo mella en tu vida, solo tienes que trabajar con técnicas de sanación que harán cambiar el rumbo de las cosas.

Guía práctica para sanar en 6 pasos

 

 

 

 

Recuerda que hay muchos expertos en terapias diversas que te pueden acompañar en este proceso, ¡no te sientas sola!

LEER MÁS SOBRE:  13 PODEROSOS PASOS PARA FOMENTAR EL AMOR PROPIO

 

Comparte tu opinión