La mayoría de nosotras amamos esta época del año y por lo general, hacemos los rituales del mes para atraer lo bueno y soltar lo que no te hace bien. Hoy te compartiremos  rituales para la noche de Navidad que estaría súper divertido hacer.

Como cada año, acostumbramos comprar estrenos para esta linda fecha, llenar nuestra mesa de dulces y comida tradicional (según cada país) y brindar para complementar la magia del momento.

Realmente hay varios rituales para esperar la llegada del Niño Dios, pero hoy voy a comentarte sobre algunos otros que si no lo has hecho, pues corre y alístate para este 24 de Diciembre.

MIRA ESTE POST ⇒ CONOCE UNA NAVIDAD DIFERENTE
Foto de Lisa Fotios en Pexels

Foto de Lisa Fotios en Pexels

Ritual para el 24 de diciembre

Empecemos con lo más sencillo y lo más elemental: la vestimenta. Es muy importante usar ropa roja, verde o azul. De esta manera podrás activar ese maravilloso caudal de energía positiva que todas necesitamos (sobre todo para este año que fue tan pesado).

Otro detalle importante: los regalos. Es muy importante que todos las personas que decidan recibir contigo esta linda fecha tengan un regalito en el árbol de Navidad.

La ciencia de esto es dar de forma honesta, amable y amorosa un detalle, deseando el bien y repartiendo de esa buena vibra que posees. La vida te devolverá en forma multiplicada este hecho tan poderoso.

Ojo: sabemos que la situación económica de muchas es limitada por la calidad de año que nos tocó vivir a nivel mundial. No es necesario hacer regalos ostentosos; puedes hacer lindas manualidades, regalar dulces o una bella flor. ¡Todo es cuestión de creatividad!

¿Deseas cerrar ciclos?

Para esto hay dos rituales puntuales y muy efectivos que puedes hacer para cerrar ciclos y dejar pasar esa persona, ese sentimiento o ese momento al que aún te aferras sin darte cuenta.

Ritual #1: 

Hazle un detalle a esa persona que tanto te marcó, envuélvelo y colócalo debajo del árbol de Navidad. Después que celebres tu noche, haz el envío (si quieres mantener el anonimato, pues mucho mejor).

Pensarás «yo a ese ser no pienso regalarle nada» pero resulta que para poder cerrar ese ciclo con esa persona, es importante desearle el bien y enviarle a través de un regalo, las mejores de tus energías; el Niño Dios se encargará del resto. En serio hazlo, sí funciona.

Ritual #2: 

Pinta un muñeco de color negro y colócalo en el árbol de Navidad. La simbología de ese muñeco es reflejar a la persona en cuestión y a través del poder de la visualización, puedas dar paso a la sanación, reconciliación, el perdón y la liberación de ese karma que puede marcarte tu vida para siempre.

El color negro representa el pasado, ese pasado que te hizo daño pero que justo este 24 de diciembre quieres ponerle un final. 

Definitivamente el mes de diciembre es tan importante… y no precisamente por los regalos, por las fiestas o por los estrenos; sino por la necesidad de renovación de espíritu y energías para empezar otro año cargado de buenas acciones y sentimientos.

¡Hazlo, es lo que necesitas para sanar y avanzar en Año Nuevo! 



LEE ESTE POST ⇒ ¿CÓMO CELEBRAR SIN ELLOS?

Comparte tu opinión